Registrar una marca

Descripción

Cuando registras tu marca, te conviertes en el dueño y en el único autorizado para usarla en el Perú. Registrar tu marca no es obligatorio ni tampoco es un requisito para iniciar actividades comerciales, pero es la manera más efectiva de evitar que otras personas te copien o imiten, y tomen ventaja del prestigio que hayas ganado.

Además, registrar tu marca te permite conceder una licencia a otras empresas, lo que representaría una fuente adicional de ingresos. Las marcas también pueden ser objeto de acuerdos de franquicia.

El registro de marca dura 10 años y se puede renovar de manera consecutiva, es decir, cada 10 años y de manera indefinida. Si quieres registrarla de forma internacional, deberás hacerlo en cada uno de los países donde desees estar protegido.

Antecedentes de marca

Sugerimos que antes de solicitar el registro de tu marca, verifiques si esta se parece o es igual a otros signos que han sido registrados o solicitados con anterioridad. Para revisar si ya existen signos registrados que se parecen al tuyo, puedes realizar las búsquedas de antecedentes de marca.

Clasificación de productos y/o servicios

Para identificar en qué clase se encuentran los productos y/o servicios que distingue tu marca se creó el Armonizador de Términos peruanizados, con la intención de incluir productos y/o servicios propios de la riqueza peruana, como por ejemplo kiwicha, quinua, cevichería (restaurante), entre otros.

Las clases son estándares a nivel internacional, y hay 34 clases de productos y 11 clases de servicios. Consulta a qué clase pertenece tu producto o servicio si no estás seguro.

Puedes registrar los siguientes tipos de marca: