Minsa realizó cerca de dos millones de tamizajes gratuitos de VIH en lo que va de este año

Nota de Prensa
Gracias a la prueba rápida de descarte se proyecta que los tamizajes superen los dos millones al cierre del año

Fotos: Minsa

02 de diciembre de 2019 - 12:14 p. m.

La Dirección de Prevención y Control de VIH, Infecciones de Transmisión Sexual y Hepatitis (DPVIH) del Ministerio de Salud (Minsa), informó que en lo que va del 2019 se realizaron más de un millón 900 mil tamizajes gratuitos de virus de la inmunodeficiencia humana (VIH) y se proyecta cerrar el año con más de dos millones de pruebas.

Al respecto, Byelca Huamán, miembro del equipo técnico del DPVIH, manifestó que las pruebas rápidas han hecho posible llegar a más personas. “A diferencia del método de ELISA, no se requiere de un equipo altamente especializado, ni de infraestructura hospitalaria. Con un par de gotas de la yema de un dedo y personal capacitado basta para descartar la presencia del virus en cuestión de minutos”.

Esta prueba le permitió al Ministerio de Salud implementar una oferta fija de tamizajes en cada uno de los más de 8,000 establecimientos de salud existentes y otra móvil a través de campañas extramurales, brigadas comunitarias y los mecanismos de control comunitario donde participan los colectivos sociales de poblaciones en riesgo como mujeres trans, hombres que tienen sexo con hombres y trabajadores sexuales.

“Con las brigadas itinerantes ingresamos a las comunidades amazónicas y las zonas urbanas de alto riesgo, poblaciones de difícil acceso a las que era muy difícil llegar con pruebas como las de Elisa”, refirió.

Otros grupos importantes son las gestantes y las personas privadas de su libertad. Además, se realizaron campañas en universidades e institutos gracias a los convenios promovidos por las Direcciones de Redes Integradas de Salud (Diris) de Lima Metropolitana y Direcciones Regionales de Salud.

El personal a cargo de estos tamizajes también ha sido preparado en el ámbito de consejería y abordaje a las personas que resultan positivas al VIH. “Se brinda información y el personal se encarga de vincularlos con los establecimientos de salud para que reciban tratamiento. En el caso de las brigadas amazónicas y campañas con poblaciones urbanas en riesgo, el equipo se encarga de llevarlos personalmente a los hospitales para que conozcan al personal médico y se familiaricen con ellos”.

La efectividad de las pruebas rápidas ha sido validada por la Organización Mundial de la Salud, que recomienda a las personas de la población general a someterse a estas una vez al año o cada vez que incurran en una conducta de riesgo y las personas en riesgo a hacerlo dos veces al año. “El VIH ya no es una sentencia de muerte y los tamizajes son importantes para detectar el virus en una etapa temprano y acceder al tratamiento lo más pronto posible”, finalizó Byelca Huamán.