SIS cubrió atención de más de 85 mil partos en el primer trimestre del año

Nota de Prensa

13 de mayo de 2008 - 12:00 a. m.

Un total de 85 mil 204 partos a nivel nacional, de los cuales 70 mil 298 fueron partos normales y los 14 mil 906 restantes por cesárea, fueron cubiertos por el Seguro Integral de Salud (SIS) en los tres primeros meses del año, informó el jefe del SIS, Dr. Esteban Chiotti Kaneshima.

El funcionario, refirió que gracias a esta cobertura las gestantes de extrema pobreza no pagaron por la atención del parto, lo cual ayudó a que puedan ser atendidas por un profesional de la salud en un establecimiento y no en su vivienda por las comúnmente conocidas “comadronas”.

Chiotti Kaneshima detalló que en enero de 2008 se financió 24 mil 21 partos normales y 5 mil 290 cesáreas. Mientras que en febrero, el SIS cubrió la atención de más de 27 mil partos y en marzo, 24 mil alumbramientos.

El titular del SIS anotó que las regiones más favorecidas por su institución, durante el primer trimestre del año, fueron Apurímac, Ayacucho, Junín y Pasco. Detalló que Apurímac, una de las regiones más pobres del país, fue el departamento más favorecido por el SIS, el mismo que cubrió casi 1, 800 partos.

Asimismo, Chiotti Kaneshima señaló que continuando el camino hacia el aseguramiento universal propuesto por el gobierno, ahora a las mujeres gestantes se les garantiza, además de la cobertura del parto, el control prenatal para detectar tempranamente algún problema que pudiera afectar al feto. La medida incluye algunos conceptos de planificación familiar y otras recomendaciones posteriores al parto.

Del mismo modo, se incluye la dación de micronutrientes y la atención del menor luego del parto, a través del control postnatal hasta los 5 años de edad. Asimismo, se incluye la detección temprana de enfermedades y el seguimiento específico del niño, ya sea la evaluación y consejería nutricional.

“Se considera también la detección de infecciones intestinales, parasitosis y diarrea, así como las infecciones respiratorias, neumonía y asma, las que se ha comprobado afectan el crecimiento y desarrollo del niño”, precisó Chiotti.

Todas estas acciones se realizan gracias al programa ‘Empecemos Bien’, que financia las acciones que buscan la disminución de la desnutrición crónica infantil y salud materna, que va de la mano con la Estrategia Nacional Crecer y que se desarrolla en las regiones más pobres del país.