Ministro de Salud reitera su compromiso y voluntad para restablecer el diálogo con dirigentes de la FMP

Nota de Prensa

9 de setiembre de 2008 - 12:00 a. m.

“Haré todo lo que esté a mi alcance para evitar el paro, el único que pierde es el pueblo y no seré cómplice de ese atentado”, fueron las palabras del ministro de Salud, Hernán Garrido-Lecca, tras esperar en la puerta del Ministerio de Salud (MINSA), por más de 30 minutos, al presidente de la Federación Médica Peruana (FMP), Julio Vargas, a quien convocó a una reunión para tratar temas relacionados a la anunciada paralización médica.

Pese a ello, el titular del MINSA anunció que persistirá con su voluntad de diálogo y como muestra de ello volvió a convocar al presidente de la FMP para reunirse mañana miércoles ya sea en la sede ministerial o en la propia federación.

“Aquí estoy, y seguiré estando aquí todos los días hasta que estos señores entiendan que el diálogo es la única vía para solucionar su pliego de reclamos. Lamentablemente tenemos una negativa al diálogo y una actitud que se podría calificar como intransigencia, pero seguiremos intentando, no me cansaré, y si no han venido hoy los vuelvo a citar para mañana a esta misma hora. Seguiré invocando al diálogo hasta el último momento”, sostuvo ante los medios de comunicación.

Tras ser consultado sobre las motivaciones de esta negativa al diálogo, Garrido-Lecca dijo que hay un grupúsculo de dirigentes de la FMP cuyo mandato terminó en febrero de este año que se estarían aferrando a los puestos de una organización de carácter sindical y que lo que buscan es extender su mandato forzando una huelga. "Es lo único que puedo pensar", dijo.

Contrario a este hecho, el ministro los exhortó a trabajar para recuperar la confianza de la población en el personal médico, pues existe un rompimiento en la relación médico-paciente que viene de muchos años y debe ser un interés de todos reestablecer esta confianza.

Garrido-Lecca recordó que ya ha solucionado algunos de los reclamos que hicieran los médicos y que sigue con su labor de equipar y rehabilitar los servicios de salud, como la inversión que se viene dando en los hospitales de Lima como el Loayza, Carrión, Hipólito Unanue entre otros.

Acciones de prevención

Como responsable del sector Salud, Garrido-Lecca adelantó que su Despacho ya viene adoptando medidas de contingencia para salvaguardar la salud de los peruanos, pues es su obligación preparar al MINSA ante una eventual huelga médica.

En ese sentido, anunció que ya ha sido declarada improcedente la paralización y que en los próximos días se dará a conocer el apoyo externo de otros países para no desatender a los pacientes y usuarios de los servicios de salud.

"El MINSA se encuentra preparado para enfrentar la huelga médica gracias a un plan de contingencia, además de contar con el apoyo de la sanidad de las Fuerzas Armadas y Policiales, y el Hospital de la Solidaridad", sostuvo.