Minsa exige que envases de cigarros lleven imagen que advierte sobre cáncer a la boca

Nota de Prensa

9 de enero de 2009 - 12:00 a. m.

En un plazo de seis meses, los envases, publicidad de cigarrillos y otros productos hechos con tabaco deberán consignar en el 50 por ciento del espacio de la cara principal del producto, una advertencia sanitaria que alerte a los usuarios sobre enfermedades como cáncer a la boca por causa de su consumo.

Así lo establece hoy el Ministerio de Salud (Minsa) mediante una Resolución Ministerial en la que aprueban la “Normativa Grafica para el uso y aplicación de las advertencias sanitarias en envases, publicidad de cigarrillos y de otros productos hechos con tabaco” publicada en las normas legales del diario oficial El Peruano.

La normativa fue elaborada en cumplimiento de la Ley 28705 y estuvo en consulta durante diez días, tiempo en el cual las empresas tabacaleras y los ciudadanos en general enviaron sus observaciones y recomendaciones. De acuerdo a ello, el Minsa recogió estos aportes y finalmente pudo elaborar una Normativa Gráfica acorde con los dispositivos legales y las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

A nivel mundial son 147 los países que han suscrito el convenio marco para el control del tabaco de la OMS. Tras la publicación de las advertencias en las cajetillas de cigarros, en Canadá el 27 por ciento de los fumadores realizó esta práctica en menor cantidad dentro de sus casas. El 58 por ciento de los fumadores pensó más acerca de los efectos del tabaquismo sobre la salud debido a las advertencias y el 44 por ciento de los fumadores dijo que las advertencias habían aumentado sus motivaciones para dejar de fumar.

En Brasil el 54% de los fumadores cambió su opinión sobre las consecuencias del tabaquismo para la salud a consecuencias de las advertencias y el 67 por ciento de fumadores dijo que las advertencias en las cajetillas hicieron que ellos desearan dejar de fumar.

Daños a corto y largo plazo

Científicamente está demostrado que el humo del cigarro daña a las personas que se encuentran alrededor. El consumo del tabaco causa no sólo Irritación de las vías respiratorias, tos, pérdida del apetito, pulso rápido y disminución de la temperatura corporal. A largo plazo el consumo del tabaco genera bronquitis crónica, enfermedad coronaria, infarto agudo del miocardio, ulceras gástricas, cáncer en boca, lengua, pulmones, etc.