Minsa evaluará perfil psicológico y médico de los choferes de Lima

Nota de Prensa

8 de abril de 2009 - 12:00 a. m.

Con el objetivo de identificar las condiciones de salud y el perfil psicológico de los conductores de transporte urbano de Lima Metropolitana, el Ministerio de Salud (Minsa) a través de la Estrategia Sanitaria Nacional de Accidentes de Tránsito (Esnat), ejecutará una investigación de campo para establecer los factores que pueden estar influyendo en el incremento de los accidentes de tránsito, uno de los más graves problemas de salud pública en la actualidad.

El Dr. Víctor Choquehuanca Vilca, director general de la Oficina General de Defensa Nacional (OGDN) y coordinador de la Esnat, explicó que el estudio denominado “Condiciones de Salud de Conductores de Transporte Urbano de Lima Metropolitana”, pretende identificar los factores individuales y los niveles de estrés reciente; así como los hábitos nocivos y las variables físicas más comunes que presentan los conductores y que pueden estar influyendo en la alarmante incidencia de accidentes de tránsito.

Según precisó, en los últimos años, específicamente entre 1998 y 2008, se han producido 860 mil 102 accidentes de tránsito registrados, los que han originado 35 mil 596 muertos a nivel nacional; siendo Lima la región más afectada por este fenómeno, representando el 61,73% de los accidentes producidos a nivel nacional durante el año 2008.

Las pautas de recojo de información, la ejecución y el posterior análisis de resultados estarán a cargo de la Oficina General de Defensa Nacional (que tiene bajo su mando la Estrategia Sanitaria Nacional de Accidentes de Tránsito), del Instituto Nacional de Salud (INS), de la Dirección General de Epidemiología (DGE) y de la Oficina General de Estadística e Informática del Ministerio de Salud.

Cabe indicar que la Esnat es una de las quince estrategias que el Ministerio de Salud ha establecido para la prevención y el control de la salud de la población, tiene por objetivo establecer las normas, estrategias y líneas de acción para la promoción de una cultura vial; la prevención y el control de los riesgos y daños; la vigilancia epidemiológica y la recuperación y rehabilitación oportuna de las personas lesionadas por accidentes de tránsito.