Minsa declara “Alerta Amarilla” por epidemia de gripe porcina

Nota de Prensa

28 de abril de 2009 - 12:00 a. m.

Más de siete mil establecimientos de salud a nivel nacional se encuentran en “Alerta amarilla”, debido al brote de influenza con características de epidemia ocurrido en varias ciudades de México, según lo dispuso el Ministerio de Salud a través de la Oficina General de Defensa Nacional (OGDN).

Dicha alerta implica el refuerzo preventivo de guardias médicas, disponibilidad de camas, operatividad de equipos de comunicación y transporte, stock de medicamentos e insumos médicos, así como la comunicación entre los establecimientos de salud; entre otras medidas necesarias para brindar una respuesta adecuada a las posibles situaciones de emergencia o desastre.

Al respecto, el director general de la OGDN, Dr. Víctor Choquehuanca Vilca, indicó que esa Oficina ha activado el Centro de Operaciones de Emergencia del Ministerio de Salud (COE Salud), el cual tiene a su cargo la coordinación con las Oficinas y Direcciones Generales del sector, así como con EsSalud, la Sanidad de las Fuerzas Armadas y Policiales, las clínicas privadas, y con otras instituciones públicas y privadas.

De igual modo, el COE Salud se encuentra trabajando conjuntamente con el COEN (COE Nacional) del Indeci para implementar las medidas necesarias en caso esta enfermedad llegue al Perú.

La Alerta Amarilla -que promueve una actitud de previsión en los diferentes establecimientos, puestos, centros, hospitales e institutos de salud- tiene como objetivo mitigar los posibles daños que puedan producirse debido a un brote de esta enfermedad.

Como se sabe, la Oficina General de Defensa Nacional (OGDN) del Ministerio de Salud es el órgano responsable de conducir y facilitar el manejo de las emergencias y desastres del sector Salud a nivel nacional, regional y local; garantizando la gestión de riesgos, atención de daños y la recuperación de la salud de las personas.

Debido a esto, la OGDN y los Centros de Prevención y Control de Emergencias y Desastres de las Direcciones Regionales de Salud, son las entidades responsables de monitorear y evaluar el cumplimiento de las acciones que llevarán a cabo los establecimientos de salud en todo el país, que incluye abastecerse de personal, medicamentos, camas, ambulancias y demás recursos, para afrontar posibles eventos.

Según el funcionario, conforme transcurran los días, cada centro de salud puede tener una evolución de "Alerta Amarilla" a "Alerta Roja", en base a la magnitud de los sucesos que se presenten en nuestro país. La “Alerta amarilla” continuará vigente hasta que el Minsa señale oficialmente que la situación ha dejado de ser una amenaza para la población.