Ex Maternidad implementará primer programa integral para gestantes con enfoque intercultural

Nota de Prensa

23 de junio de 2009 - 12:00 a. m.

Con el fin de disminuir el índice de muerte materna perinatal en la capital y en el interior del país, el Instituto Nacional Materno Perinatal (INMP) del Ministerio de Salud (Minsa), principal centro de referencia obstétrica a nivel nacional, implementará el primer Programa Integral Personalizado con Enfoque Intercultural, que fusiona, optimiza y norma un paquete completo de atención a la gestante.

“El INMP ofrecía de forma aislada el parto sin dolor, parto con acompañante, parto vertical y la psicoprofilaxis obstétrica, como programas pilotos desde hace años. Nuestro propósito es ahora integrar todos ellos, para optimizarlos y otorgarles un enfoque intercultural, dentro del derecho de toda gestante al respeto de sus costumbres”, explicó el director ejecutivo de Ginecología y Obstetricia del referido Instituto, Dr. Félix Ayala Peralta.

Del mismo modo, se busca generar la aceptabilidad de estos procedimientos obstétricos en las parejas, detalló el funcionario, teniendo en cuenta que la mayoría de las pacientes derivadas al Instituto proceden de zonas urbanas marginales y rurales de la ciudad de Lima, así como de las regiones andinas y amazónicas, quienes no están acostumbradas a las salas de hospitalización.

“Más del 80% de nuestros pacientes son de provincias. Muchas de ellas han visto a sus madres alumbrar en cuclillas, y no están acostumbradas a los cuartos y a las camillas. Con este programa ellas se sentirán en confianza, y se adaptaran más rápido a los nuevos aprendizajes, reconociendo mucho mejor los signos de alarma que puedan poner su vida en riesgo y la de sus bebés”, comentó.

Ayala detalló que con este programa la gestante y su pareja se sentirán más unidos y en apoyo mutuo durante el proceso del embarazo, parto y post parto o puerperio.

“Con la psicoprofilaxis los padres se preparan para el parto y además promueven el desarrollo sensorial y neural del bebé desde el vientre; y en el parto sin dolor, se les orienta sobre la aplicación de la anestesia, y cómo la madre debe actuar durante el proceso de adaptación del organismo a esta sustancia”, agregó Ayala.

En tanto, en el parto con acompañante la gestante se sentirá apoyada por su pareja o familiar escogido; y el parto vertical en sus diversas posiciones (de cuclillas, sentada, semisentada, arrodillada, o cogidas de la soga) la beneficiará con un mejor encajamiento y descenso del feto por acción de la gravedad, así como en la disminución del dolor durante el parto.

Como se citó, la creación de este programa integral responde a la culminación de un plan piloto que incluía la ejecución de todos estos servicios, y que se aprovechó para mejorar, perfilar y estructurar este nuevo programa especializado para gestantes.

“Durante el plan piloto, que duró tres años, se han atendido alrededor de 2.400 gestantes, estas experiencias nos han servido para la creación de un programa humanizado, esperamos que nuestras pacientes entiendan la importancia de completar este proceso, que en suma beneficia enormemente a la familia”.