Personas afectadas por el Síndrome Guillain-Barré se recuperan completamente si reciben tratamiento oportuno

Nota de Prensa
Acudir lo más pronto posible a un establecimiento de salud apenas aparecen los síntomas es crucial para recibir tratamiento oportuno y minimizar secuelas

Fotos: Minsa

12 de junio de 2019 - 10:29 a. m.

La mayoría de las personas afectadas con el Síndrome Guillain-Barré (SGB) se recuperan totalmente y solo algunas padecen daños al sistema nervioso a largo plazo. Por ello, acudir lo más pronto posible a un establecimiento de salud apenas aparecen los síntomas es crucial para recibir tratamiento oportuno y minimizar secuelas, afirmó Pilar Mazzetti, médico neuróloga y directora del Instituto de Ciencias Neurológicas (INCN) del Ministerio de Salud.

Añadió que en casos poco frecuentes, han fallecido personas generalmente por presentar dificultad para respirar.

La especialista en neurología explicó que la mayor cantidad de personas que presentan estos cuadros empiezan a sentir hormigueo en manos y pies, dolor muscular generalizado, debilidad en los miembros inferiores y superiores. Esto puede progresar hasta no poder caminar, quedarse postrado en cama y no poder respirar.

La mayoría de los casos que se registran en el país están asociados generalmente al cambio del clima por la temporada de heladas y friaje, y es por este motivo que están asociados a una infección respiratoria o digestiva que se presenta una a dos semanas antes del síndrome. La especialista reiteró que este síndrome no es contagioso.

Entre las complicaciones del Guillain-Barré, que un paciente puede llegar a tener está el estar parcial o totalmente paralizado, lo cual es muy variable y podría requerir la atención en un hospital de alta complejidad. Su recuperación puede demorar varios meses (incluyendo terapia física y psicológica) y lo más importante es recibir el tratamiento dentro de las dos primeras semanas de inicio del síndrome.

Los tratamientos que se brindan en el país son las plasmaféresis o tratamiento con inmunoglobulina.

La plasmaféresis consiste en retirar y eliminar los anticuerpos de la sangre, y el segundo tratamiento se da cuando los pacientes reciben una especie de suero con anticuerpos que son buenos para el organismo.

Si el tratamiento se da precozmente, cuando está empezando el proceso, puede inclusive disminuirse las secuelas que podría dejar este síndrome y ser dado de alta en poco tiempo, sostuvo la especialista.