Régimen General

Descripción

Está dirigido a las medianas y grandes empresas (personas con negocio o personas jurídicas) que generan rentas de tercera categoría, también a las asociaciones de cualquier profesión, arte, ciencia u oficio y cualquier otra ganancia o ingreso obtenido por las personas jurídicas. En este régimen no hay límite de ingresos.

En este régimen tributario se debe:

  • Elaborar libros contables.
  • Elaborar el Estado de Situación Financiera y el Estado de Resultados, los que forman parte de la Declaración Anual, entre otras obligaciones, por lo que se recomienda contar con una persona con conocimientos que pueda ayudarte en estas gestiones.

La ventaja de este régimen tributario es que puedes desarrollar tu negocio en cualquier actividad y sin límite de ingresos y en caso tengas pérdidas económicas en un año, se podrán descontar de las utilidades de los años posteriores, pudiendo llegar al caso de no pagar Impuesto a la Renta Anual.

En este régimen se realizan declaraciones mensuales, en el cual se determina el pago de dos impuestos:

  • El Impuesto General a las ventas (IGV) del 18%, y
  • El impuesto a la renta (el que resulte mayor de aplicar el coeficiente o 1.5% sobre los ingresos netos mensuales).

También te permite descontar los gastos relacionados a tu negocio de tus ingresos, de esta manera pagas el impuesto sobre la utilidad final del año, por lo que debes presentar una Declaración jurada anual aplicando la tasa del 29.5%, en la cual podrás descontar los pagos que realizaste de manera mensual del impuesto a la renta.

Es importante que declares a tiempo tus impuestos, de acuerdo al Cronograma de vencimientos mensuales según el último dígito de tu RUC, además de presentar tu declaración anual cada año.

Si deseas cambiar de Régimen Tributario por otro que mejor se adecue a tu negocio, solo puedes hacerlo en el mes de enero del siguiente año, siguiendo las indicaciones de tu régimen actual.

También puedes conocer otros régimenes tributarios para negocio.