¿Qué hacemos?

El Programa Nacional de Vivienda Rural – PNVR tiene como objetivo mejorar, reconstruir y reforzar las condiciones de la vivienda rural de los pobladores que se encuentran en situación de pobreza y pobreza extrema a los cuales les permita mejorar su calidad de vida, generar igualdad de oportunidades y desarrollar y fortalecer sus capacidades individuales y comunitarias.

Mejoramos la calidad de vida de los pobladores con la implementación de viviendas en adobe, ladrillo, bloquetas de concreto y madera, a través de diseños de modelo bioclimático en sierra, costa y selva, orientados a generar confort térmico y seguridad sismo resistente.

El Programa Nacional de Vivienda Rural está comprometido con el fortalecimiento de las capacidades de las poblaciones rurales mediante la transferencia tecnológica y el uso de materiales tradicionales, promoviendo la replicabilidad de los sistemas constructivos utilizados.

Las viviendas rurales Sumaq Wasi o Casa Bonita priorizan el confort térmico en sierra, costa y selva, adecuando la utilización de los materiales tecnológicos y tradicionales en los componentes para lograr el idóneo modelo bioclimático.

Los Sumaq Wasi en la sierra tienen ventanas colocadas en el techo, para capatar el calor del sol en el día a través de ventanas colocadas en el techo, evitando las pérdidas térmicas en la noche mediante el uso de materiales que brindan un aislamiento adecuado.

Tiene un área construida de 33 m2 en muros de adobe con refuerzo horizontal y vertical de caña brava o carrizo, que le brinda resistencia ante sismos. Consta de dos dormitorios, cocina – comedor y, área tapón para viviendas encima de los tres mil metros de altitud, evitando que las corrientes frías ingresen al módulo.

Los Sumaq Wasi en la costa son construidos en bloquetas de concreto que generan frescura al ambiente de la vivienda. Los cimientos son de losa de concreto armado. Tienen un zócalo de hasta 18 centímetros para evitar que el agua ingrese a la vivienda por motivo de inundación y, el techo interior es construido con bambú para aligerar que los rayos solares recaigan directamente sobre el techo de cemento.

Tiene un área construida de 26 m2 y los muros son en bloqueta de concreto con acabado caravista con refuerzo de acero y concreto. Consta de dos dormitorios, cocina – comedor y, un área para el desarrollo social de la familia.

Los Sumaq Wasi en la selva son de madera de la zona. Sus pisos son de madera machihembrada colocados sobre una estructura entramada de madera. Utilizan bastidor de madera con malla mosquitera para impedir el ingreso de vectores al interior de sus habitaciones.

El área construida es de 28 m2 y el techo es de polipropileno con aislante y cielorraso con viruta prensada para evitar que las lluvias amazónicas invadan la vivienda.

El Programa Nacional de Vivienda Rural contribuye al cuidado de la salud mejorando la calidad de vida de las familias pobres y extremadamente pobres y aquellas poblaciones que están expuestas a efectos de desastres.

Se utilizan materiales de la zona para mejorar su sostenibilidad y puedan ser replicadas por la comunidad. Se busca la mejora de las condiciones de vida de la población rural como base de la estrategia del PNVR que establece el logro de un producto específico: la vivienda rural mejorada.

Actividades que se realizan para la entrega del producto:

  • Identificación y selección de familias beneficiarias
  • Capacitación técnica de mano de obra para el mejoramiento de viviendas
  • Mejoramiento de viviendas rurales
  • Asistencia técnica a la población para el uso adecuado de espacios y disposición de ambientes

El Programa interviene al mismo tiempo en varias zonas y localidades del país. Para el desarrollo del proceso se propicia, por un lado, la actuación articulada y coordinada de los tres niveles de gobierno (nacional, regional y local) y por otro, la participación directa de la comunidad rural.

¿Cómo es la intervención del Programa Nacional de Vivienda Rural?

1. En el marco del Plan Multisectorial ante Heladas y Friaje - PMAHF

La intervención del PNVR se centra en la población pobre expuesta a la ocurrencia de heladas y friajes que está comprendida en los centros poblados focalizados en el Plan Multisectorial ante Heladas y Friaje 2019 – 2021 con prioridad de atención 1 y 2, de acuerdo a lo que corresponda, sobre un total de 185,564 familias.

En concordancia a lo definido por el Viceministerio de Gobernanza Territorial de la PCM a partir de la base de datos de los centros poblados rurales con viviendas y con ocupantes presentes, según el Censo INEI 2017, cuya variable es nivel de centro poblado las Necesidades Básicas Insatisfechas (NBI) para determinar la pobreza, con información del Censo INEI 2017 y el grado de susceptibilidad a heladas y friajes, elaborado por Centro Nacional de Estimación, Prevención y Reducción del Riesgo CENEPRED.

El Plan Multisectorial ante Heladas y Friaje 2019 – 2021, ha priorizado la reducción de brecha con prioridad 1, para la intervención del Ministerio de Vivienda Construcción y Saneamiento establece una meta de 21 232 viviendas en zonas de heladas, y 2 793 viviendas en zonas de friajes.

Objetivo de la intervención

Mejorar las condiciones de vida de la población rural pobre emplazada en los centros poblados con muy alta y alta susceptibilidad a las heladas, a través del mejoramiento de sus viviendas con la construcción de módulos habitacionales con diseños sismo resistentes y de confort térmico.

Modelo Sumaq Wasi en adobe

Viviendas rurales construidas en adobe, los cuales ofrecen confort térmico en sus diferentes ambientes, así como un diseño estructural sismorresistente. Este módulo tiene un área construida de 33.10 m2.

Primera etapa.

Para el presente año se ha considerado intervenir en poblaciones afectadas por heladas, en una primera etapa con recursos correspondientes al DS N° 072-2019-EF, en los departamentos de Cusco y Puno, con un total de 4716 viviendas, distribuidas de la manera siguiente:

  • CUSCO: 1 099 VIVIENDAS
  • PUNO: 3 617 VIVIENDAS

Segunda etapa.

La segunda etapa de intervención comprende a 1300 familias, también afectadas por heladas, en este caso emplazadas en los departamentos de Apurímac, Arequipa, Ayacucho, Huancavelica, Junín, Moquegua, y Tacna según detalle:

  • APURIMAC: 241 VIVIENDAS
  • AREQUIPA: 405 VIVIENDAS
  • AYACUCHO: 79 VIVIENDAS
  • HUANCAVELICA: 233 VIVIENDAS
  • JUNIN: 270 VIVIENDAS
  • MOQUEGUA: 20 VIVIENDAS
  • TACNA: 52 VIVIENDAS

2. En el marco del Plan Integral de Reconstrucción con Cambios - PIRCC

En atención a las familias damnificadas del Fenómeno del Niño Costero y siendo la naturaleza y competencias del PNVR, el Ministerio de Vivienda Construcción y Saneamiento, en el marco del Plan Integral de Reconstrucción con Cambios – PIRCC, interviene a través del mejoramiento de viviendas rurales.

Para el ámbito rural se interviene en un universo de 8 106 viviendas de familias damnificadas, las cuales se ubican en 12 departamentos: Ancash, Arequipa, Ayacucho, Cajamarca, Huancavelica, Ica, La Libertad, Lambayeque, Lima – Provincias, Loreto, Piura y Tumbes.

Previamente se realizan los estudios de evaluación de riesgos conjuntamente con CENEPRED, para los terrenos o viviendas que quedaron en condiciones colapsadas o inhabitables.

Objetivo de la intervención

Realizar la intervención 2018 y 2019 del Programa Nacional de Vivienda Rural en los distritos declarados en Estado de Emergencia y contemplados en el Plan Integral de Reconstrucción con Cambios (PIRCC), a fin de dotar de viviendas rurales y restituir el bienestar perdido de las familias rurales damnificadas.

Para su intervención, el PNVR ha desarrollado diseños arquitectónicos Sumaq Wasi en bloquetas de concreto y adobe para las zonas afectadas por el fenómeno del Niño Costero para la atención a las familias beneficiarias.

Modelo Sumaq Wasi en bloquetas de concreto

El diseño Sumaq Wasi para las familias rurales en la reconstrucción de la zona norte tiene un área construida de treinta (30) metros cuadrados en albañilería armada. Este modelo tiene como detalle, que el nivel de piso terminado ha sido elevado una altura de treintaicinco (35) centímetros respecto al nivel de terreno natural para evitar el ingreso de agua por escorrentía superficial.

Modelo Sumaq Wasi en adobe

En el mismo sentido, el PNVR también ha construido viviendas rurales Sumaq Wasi con un metraje similar en sierra de los departamentos afectados por el fenómeno El Niño Costero con materiales de la zona y adobe, bajo la Norma Técnica E.080.

En la columna 1, se muestra la distribución de 7 220 familias damnificadas que corresponden al Padrón de Catastro de daños de COFOPRI – II Etapa, remitida al Ministerio de Vivienda Construcción y Saneamiento mediante oficio N° 409-2018-COFOPRI/DE, documento que actualiza el padrón de damnificados contemplados en el Decreto Supremo N° 052-2018-PCM.

La columna 2 nos muestra, 20 familias damnificadas atendidas por el PNVR en el año 2017, las cuales están consignadas como urbanas de acuerdo a padrones e información contrastada con la Dirección General de Programas y Proyectos del MVCS, deberán ser deducidas del BFH.

Asimismo, la columna 3 muestra la distribución de 866 familias damnificadas identificadas por el PNVR en el año 2017, las cuales fueron incorporadas por COFOPRI en su registro como parte de los 917 damnificados (Oficio Nº 1429-201-COFOPRI/DC).

La columna 5, muestra la distribución de 465 familias damnificadas que se atendieron con recursos del D.U Nº 010-2017-EF, por otro lado en la columna 9 se muestra la distribución de familias damnificadas que fueron evaluadas y resultaron no viables.

En las columnas 7 y 8 las familias que aún no fueron atendidas, se encuentran agrupadas 199 familias damnificadas que fueron evaluadas y están altamente dispersas, y 703 damnificados que fueron incorporados en el Padrón de Catastro de Daños de COFOPRI – II Etapa, para este segundo grupo se cuenta con presupuesto para atender el mejoramiento de viviendas, sin embargo, se requiere la atención de recursos para realizar la actividad de identificación y selección de las 703 familias (Incorporadas en la RCC con la RDE N° 0089-2018-RCC/DE).

Finalmente, en las columnas 6, 7 y 8 presenta la distribución de viviendas en ejecución y por atender respectivamente, que suman 5898 (columna 10) y corresponden al total de familias damnificadas que serán atendidas en el marco del PIRCC con recursos de los decretos supremos N° 169-2018-EFy N° 158-2019-EF.

Avances en la reconstrucción

A la fecha, dentro del Plan Integral de Reconstrucción con Cambios (PIRCC) se atendió a las regiones de Piura (105 viviendas), Lambayeque (2,218), La Libertad (275), Ancash (168), Huancavelica (69) y Cajamarca (19); a cuyos damnificados se les ha entregado viviendas rurales diseñadas especialmente para protegerlos del exceso de lluvias, posibles inundaciones y de los cambios drásticos de temperaturas.

Programa Nacional de Vivienda Rural (PNVR) es una entidad adscrita a Ministerio de Vivienda, Construcción y Saneamiento.