Gobierno de Bélgica reconoce iniciativa de cacao libre de deforestación impulsada por comunidades de RC Yanesha

Nota de Prensa
Distinción fue otorgada a la Asociación para el Manejo y Conservación de la Reserva Comunal Yanesha (AMARCY).

18 de octubre de 2019 - 4:09 p. m.

Perú y Bélgica por un cacao de calidad y resiliente. El cacao nativo Eshpe libre de deforestación y lleno de conservación producido por comunidades nativas pertenecientes a la Asociación para el Manejo y Conservación de la Reserva Comunal Yanesha (AMARCY), recibió el pasado mes de julio el primer puesto del “XIII Concurso Nacional de Cacao de Calidad” en el X Salón de Cacao y Chocolate.

Hoy esta iniciativa de conservación con desarrollo promovida por las comunidades nativas de la provincia de Oxapampa (Pasco) de la mano con el Estado peruano, a través del Servicio Nacional de Áreas Naturales Protegidas por el Estado (Sernanp), organismo adscrito al Ministerio del Ambiente (Minam); recibieron un nuevo reconocimiento, esta vez de parte del Gobierno de Bélgica, por constituirse en una exitosa experiencia en modelo de producción sostenible.

Bélgica, país considerado como la “capital mundial del chocolate”, apoya también a través de la iniciativa “Bélgica Contigo”, la participación de organizaciones cacaoteras del Perú, para mejorar la producción, transformación y comercialización del cacao peruano de calidad con valor diferenciado: cero deforestación y con sistemas agroforestales que permitan resiliencia frente al cambio climático.

Este reconocimiento fue otorgado de manos del embajador belga en nuestro país, Koenraad Lenaerts, quien destacó que el Perú se ha convertido en un país emblemático y reconocido mundialmente por la excelente calidad de sus granos de cacao, recursos que son aprovechados mediante un arduo trabajo que se desarrolla a lo largo de varias generaciones en los pueblos indígenas de la Amazonía bajo una premisa: la no deforestación y la conservación de su legado natural.

Al respecto, el viceministro de Desarrollo Estratégico de los Recursos Naturales del Minam, Gabriel Quijandría, destacó que la conservación y la generación de beneficios económicos no están enfrentados, sino por el contrario se complementan. “La conservación dura y se convierte sostenible cuando genera beneficios y mejora la calidad de vida de las personas”, enfatizó.

Por su parte, Rony Mateo, presidente de AMARCY, dijo que uno de los objetivos de las reservas comunales es promover el desarrollo sostenible de las comunidades que han habitado ancestralmente en zonas aledañas mediante el manejo sostenible de los recursos naturales que provee el bosque, uno de los cuales es el cacao. “Yo sí creo y apuesto por el trabajo con el Sernanp y que está dando resultados. Nosotros apostamos por una agricultura sana, responsable y con el cuidado del medio ambiente”, afirmó.

El dato

La Asociación para el Manejo y la Conservación de la Reserva Comunal Yanesha (AMARCY) es una organización indígena que representa a 10 comunidades nativas y 6 anexos que conviven en el paisaje asociado de la Reserva Comunal Yanesha. Bajo el modelo de cogestión, AMARCY comparte la administración de la Reserva con el Sernanp.

Lima, 18 de octubre de 2019

Comunicaciones Sernanp