Salvan de morir a joven luego de parto en casa

Nota de Prensa

27 de febrero de 2018 - 3:48 p. m.

Una joven mujer que acababa de dar a luz a un robusto bebé en un campamento de la zona de Pataz, fue salvada de morir gracias a un trabajo oportuno y articulado de los profesionales que la atendieron desde el centro de Salud de Pataz hasta los de la Red Sánchez Carrión y el Hospital Regional Docente de Trujillo hacia donde fue trasladada.

La mujer identificada como Orlita Garro Bustos, de 26 años, natural de la provincia de Bolívar, luego de su parto domiciliario y sin haber acudido antes a sus controles sufrió un desmayo que obligó a sus familiares a acudir al centro de salud que se encuentra ubicado a unos 10 minutos de su vivienda. Ella fue encontrada inconsciente acompañada de su esposo y hermanas.

Los familiares comentaron que la joven durante el parto tuvo fuertes ataques, hasta que se desmayó. Inmediatamente la trasladaron al centro de salud, donde tras ser diagnosticada y recibir los primeros auxilios fue estabilizada y referida luego al Hospital Leoncio Prado de Huamachuco, recibiendo la atención necesaria, ahí los médicos le diagnosticaron que además de eclampsia tenía un cuadro de hipoglicemia.

En dicho nosocomio los médicos recomendaron que dado lo peligroso de su estado había que llevarla al Hospital Regional Docente de Trujillo, donde fue internada en UCI y los galenos hicieron denodados esfuerzos para salvarle la vida, interviniéndola quirúrgicamente.

La gerencia regional de Salud felicitó al personal asistencial, tanto del centro de salud de Pataz como de los hospitales Leoncio Prado de Huamachuco y Regional Docente de Trujillo, por la forma como actuaron para atender este caso. 

Asimismo, instó a los trabajadores de Salud seguir informando, educando y sensibilizando a la población y padres de familia  a través de campañas que brinden mensajes claros y oportunos acerca de los mecanismos y alternativas para el autocuidado de su salud a fin de contribuir a la reducción de  muertes maternas, que es un problema mundial.

Es digno destacar que esta muerte materna evitada se suma a las muchas que con el sacrificio del personal de Salud realiza a diario en cada uno de los rincones de la región La Libertad para lo cual tiene que trasponer una serie de dificultades por la agreste y accidentado que es el camino, sobre todo en zonas de Pataz, Huamachuco y Bolívar.