“Tahvimochic”: la nueva alternativa de desarrollo para el ande liberteño

Nota de Prensa
Su ejecución permitirá incorporar 30 mil hectáreas a la actividad agropecuaria hasta el 2023

Fotos: Oficina de Imagen Institucional de la GRALL

Oficina de Imagen Institucional de la GRALL

12 de setiembre de 2022 - 3:07 p. m.

Una nueva alternativa de desarrollo para el sector agrario se viene ejecutando en el ande liberteño, se trata de “Tahvimochic”, el proyecto que resume el tratamiento de las cuencas de cinco ríos nacientes en La Libertad: Tablachaca, Huamanzaña, Virú, Moche y Chicama, con el cual se logrará irrigar 30 mil hectáreas de tierras agrícolas haciendo una inversión de solo 200 millones de soles por parte del Gobierno Regional de La Libertad (GRLL).
 
Según explicó el gerente regional de Agricultura de La Libertad, este mega proyecto impulsado por el GRLL a través del programa regional de Siembra y Cosecha de Agua, considera la instalación de 50 lagunas artificiales, es decir, diques de tierra compactada revestidos con geomembrana en los que se logrará almacenar un total de 7.8 millones de metros cúbicos de agua. Del mismo modo, con la construcción de 10,500 reservorios, se almacenan 98.8 millones de metros cúbicos de agua.
 
Asimismo, hasta el año 2023 se ha planificado instalar 7,000 hectáreas de bosque con las que se capturará, retiene e infiltra 35 millones de metros cúbicos de agua, y sumando a todo ello el volumen de agua de los reservorios se llegaría a un total de 141.6 millones de metros cúbicos del líquido elemento, con lo que se logrará irrigar las 30 mil hectáreas de terreno agrícola, principalmente pastos cultivados, por ser una zona de vocación ganadera, con evapotranspiración menor que la cuenca baja.
 
Sin lugar a duda, esta es una de las grandes oportunidades que los agricultores han buscado por muchos años para hacer frente a la inexistencia de infraestructura de almacenamiento de agua, que les permita contar con una reserva hídrica indispensable en épocas de estiaje cuando la oferta del líquido elemento se reduce y las sequías golpean cruelmente los cultivos.
 
Una amplia visión para el ande
 
Sin embargo, la ambiciosa meta planteada por la actual gestión regional va mucho más allá del riego de 30 mil hectáreas de tierras agrícolas; pues, para el 2030 las autoridades plantean llegar a la construcción de 200 qochas, 50 mil reservorios y 20 mil hectáreas de macizos forestales para irrigar 120 mil hectáreas en el ande liberteño.
 
“El día que esa meta sea alcanzada se podrá hablar de una disminución de la pobreza, pues la gente del campo ya tendría pasto, ganado vacuno, ovino, cuyes, bosque y todo lo necesario para su desarrollo económico y social”, indicó el gerente regional de Agricultura.