Capacitación sobre anemia, hipertensión y diabetes en el mercado municipal N° 02 "Santa Rosa de Lima".

Nota de Prensa
En el marco del cumplimiento de la meta N° 6, la municipalidad viene realizando capacitación sobre diabetes, hipertensión arterial (HTA) y anemia.

18 de julio de 2022 - 9:12 a. m.

La capacitación busca concientizar a la población, sobre la importancia de poner en práctica estilos de vida saludable para disminuir la prevalencia de enfermedades que son factores de riesgo para el ataque del COVID-19. 
Correspondiente a la Meta 6 : "Regulación del funcionamiento de mercados de abastos para prevenir y contener el Covid19 y mejorar el acceso a la alimentación saludable".  
En ese contexto para el desarrollo según la actividad 2: Cumplir con las especificaciones técnicas para la prevención y contención de la covid 19 en los mercados de abastos.
DATOS IMPORTANTES DEL MINSA :
Las enfermedades no trasmisibles constituyen problemas de Salud Pública que afecta al ser humano en sus diferentes etapas de vida con énfasis en la población adulta y adulta mayor. Su incidencia se encuentra asociada a factores de riesgo como el sobrepeso, la obesidad, el sedentarismo, regímenes alimentarios no saludables, consumo de tabaco, consumo de alcohol y elevadas concentraciones de lípidos en la sangre.
Se estima que para 2025 habría 1,500 millones de hipertensos. Esta enfermedad cuando se adquiere, no es curable pero se considera que la reducción efectiva de la presión arterial es un objetivo fundamental para la reducción de los eventos cardiovasculares como el infarto al miocardio.
La mitad de las personas diagnosticadas de hipertensión arterial no conocían que la padecen. Y de las que sí saben y presentan esta condición, el 87.5 por ciento recibe tratamiento, y de estos, solo la tercera parte la tiene controlada.
Recuerda que los cambios en el estilo de vida pueden retrasar o prevenir de forma segura y eficaz la HTA en pacientes no hipertensos. También ayudan a retrasar o prevenir el tratamiento farmacológico en pacientes con hipertensión arterial y contribuyen a la reducción de la presión arterial en pacientes hipertensos en tratamiento farmacológico.
Está demostrado que para reducir los riesgos debe evitarse el consumo de sal, consumir alcohol en forma moderada, aumentar el consumo de frutas y verduras y alimentos bajos en grasa. Además la reducción y control de peso, realizar actividad física en forma regular y evitar la exposición al humo del tabaco.