Viceministro de Justicia supervisó penal de Chincha: “La vida da siempre una segunda oportunidad”

Nota de Prensa
Saludó trabajo del equipo médico, que ha realizado pruebas Covid-19 a la totalidad de internos y agentes del INPE de este establecimiento, y destacó alcances de la Política Penitenciaria al 2030.

12 de octubre de 2020 - 4:55 p. m.

El viceministro de Justicia, Felipe Paredes, supervisó hoy el Establecimiento Penitenciario de Chincha, con el fin de conocer las necesidades de ese penal y verificar los avances del trabajo de reinserción. Durante su recorrido, se dirigió en varias oportunidades a internas e internos, a quienes transmitió mensajes de aliento y esperanza.

Frente a un grupo de internas, comentó que la vida da siempre una segunda oportunidad, que no se debe desaprovechar; y las exhortó a sacar lecciones del momento que les toca vivir. Luego, ante un grupo de internos, dio alcances de la Política Nacional Penitenciaria al 2030, recientemente aprobada, que contempla seis ejes centrales; entre ellos la salud penitenciaria y el tratamiento post penitenciario.

La jornada de trabajo empezó en la sala de abogados, especialmente acondicionada para las entrevistas con sus patrocinados, y en el área habilitada para el uso de teléfonos públicos con los protocolos de seguridad establecidos.

A continuación, recorrió un pabellón de internos donde pudo observar el proceso de confección de mascarillas y la elaboracion de réplicas de animales con papel reciclado, entre los que se destaca la figura de un tiburón gigante, elaborado a pedido de una cebichería de la ciudad.

Luego recorrió la panadería del penal en la que los propios internos elaboran un promedio de 800 panes diarios, además de otros productos y postres. El viceministro también visitó el centro de salud, que brinda atención siguiendo todos los protocolos de bioseguridad y cuenta con varios consultorios, tópico, farmacia, sala de Rayos X, laboratorio, servicios de odontología y un área de hospitalización. Durante la visita, el médico del penal informó que ya se habían realizado pruebas Covid-19 a la totalidad de internas e internos del recinto carcelario, así como a todos los agentes de seguridad del INPE.

Asimismo, el médico indicó que en la actualidad no hay internos aislados ni con síntomas, subrayando que el peor momento ya había pasado. El viceministro saludó y agradeció el trabajo de todo el equipo de salud y de los servidores penitenciarios. El recorrido terminó en el pabellón de mujeres, que alberga a 121 internas. Antes de retirarse del penal, el viceministro visitó los ambientes reservados para audiencias judiciales virtuales.

El penal de Chincha tiene una población penitenciaria total de 2,730 internos. Cuenta con dos grandes talleres, con especialidades en carpintería, zapatería, manualidades, corte y confección, entre otras. Asimismo, tiene instalado el sistema de bloqueo de llamadas telefónicas.