Las Fuerzas Armadas están facultadas para hacer uso legítimo de la fuerza durante Estado de Emergencia

Nota de Prensa
El personal militar interviene en apoyo de la Policía Nacional. De acuerdo al DL N° 1095 que establece reglas de empleo y uso de la fuerza por parte de las Fuerzas Armadas en el territorio nacional.

Ministerio de Defensa

28 de marzo de 2020 - 2:03 p. m.

Las patrullas de las Fuerzas Armadas que se han desplegado a nivel nacional para velar por el cumplimiento del Estado de Emergencia en apoyo a la Policía Nacional, actúan de acuerdo a procedimientos establecidos en la Constitución Política del Estado, las leyes y reglamentos internos.

De acuerdo con el protocolo, toda patrulla militar debe contar con presencia de personal policial, que de preferencia debe realizar la intervención a civiles. En caso no haya un efectivo policial, la intervención la hace el personal militar, previa identificación. El personal militar tiene instrucciones de evitar en toda circunstancia el uso del armamento orgánico, excepto en el caso de legítima defensa contenida en el Decreto Legislativo N° 1095.

Intervención de personas

Cuando una persona se desplaza por las calles incumpliendo el aislamiento social obligatorio, el personal militar lo detendrá indicando “alto” hasta en tres oportunidades. Una vez intervenido, se le solicitará el documento nacional de identidad y/o pasaporte, y si no está autorizado para transitar, se registrarán sus datos y motivo de intervención, y será trasladado a la comisaría más cercana.

Si el intervenido desobedece y se resiste a la intervención, las Fuerzas Armadas podrán reducirlo, detenerlo y conducirlo a la dependencia policial más cercana.

El protocolo precisa los niveles del uso de la fuerza. En el nivel preventivo, se establece contacto visual y de comunicación, con lo que se espera que la intervención se haga efectiva. Si la persona insiste en su actitud, el personal militar realiza la advertencia correspondiente, procediendo al uso gradual de la fuerza

En el nivel reactivo, se busca, a través de técnicas de fuerza corporal; controlar, reducir, inmovilizar y conducir al intervenido ante la autoridad correspondiente. Dependiendo de la resistencia y violencia del intervenido, el militar puede emplear medios no letales, como equipamiento y armas con bajo potencial de daño y, de ser necesario y excepcionalmente, medios letales, como armas de fuego.

Similar intervención se realiza cuando grupos de personas se encuentren haciendo deporte, participando en una reunión social o se encuentren en grupos en la vía pública, vulnerando las disposiciones del estado de emergencia.

Intervención de vehículos

En una intervención a vehículos, el personal militar podrá solicitar los documentos tanto del conductor como del vehículo, explicará el motivo de la intervención y las restricciones del caso.

En caso el conductor no cuente con la autorización para desplazarse, el efectivo militar conducirá al ciudadano y al vehículo a la comisaria del sector. Si el conductor se resiste, el personal militar está facultado para emplear la fuerza con el fin de reducir al conductor y a los otros ocupantes del vehículo, si los hubiera, y conducirlos a todos a la dependencia policial.

Uso de las armas

El artículo 19 del DL N° 1095 señala que excepcionalmente, los miembros de las Fuerzas Armadas “pueden usar armas de fuego en defensa propia o de otras personas, en caso de peligro inminente de muerte o lesiones graves, o con el propósito de evitar la comisión de un delito particularmente grave que entrañe una amenaza para la vida”.

El personal militar tiene la instrucción de respetar en todo momento la dignidad y los derechos de las personas, atendiendo las características de cada individuo o de los grupos vulnerables, así como brindar la protección debida a la población.

De acuerdo a lo establecido en los Decretos Supremos N° 044-2020-PCM y N° 046-2020-PCM, los trabajadores y vehículos de entidades y empresas dedicadas a actividades esenciales, como son alimentos, medicinas, transporte de combustible, carga y mercancías, el personal de medios de comunicación y distribución de diarios y revistas, entre otros, se encuentran exceptuados de las restricciones y pueden circular durante las 24 horas del día.

Para estos casos, solo será necesario que presenten el pase especial de tránsito tramitado online, fotocheck de la empresa o entidad y el Documento Nacional de Identidad.