Presidente Martín Vizcarra participa de la campaña “Un millón de árboles para el Santuario Histórico de Machupicchu”

Nota de Prensa
Iniciativa permitirá recuperar más de 700 hectáreas en dicho santuario histórico y su zona de amortiguamiento a través de la plantación de especies nativas.

09 de enero de 2020 - 4:51 p. m.

Cusco, 9 de enero de 2020.- Como parte de las celebraciones por el 39.° aniversario del Santuario Histórico de Machupicchu (SHM), el presidente de la República, Martín Vizcarra Cornejo, participó de la ceremonia de lanzamiento oficial de la campaña de reforestación “Un millón de árboles para el Santuario Histórico de Machupicchu y su Zona de Amortiguamiento”.

Durante la ceremonia el presidente de la República, Martín Vizcarra, hizo una llamado a la sociedad en su conjunto para que este compromiso de reforestación, no solo sea del Estado sino un objetivo de la nación, “Debemos cuidar nuestro santuario de Machu Picchu a través de esta medida de reforestación. Tomemos conciencia de lo importante que es cuidar el ambiente y luchar contra el cambio climático. Trabajemos juntos en este objetivo”, expresó.

A su turno, la ministra del Ambiente, Fabiola Muñoz Dodero, indicó que con la campaña “Un millón de árboles para el Santuario Histórico de Machupicchu y su Zona de Amortiguamiento" se tiene como reto al 2021 recuperar espacios degradados en dicho ecosistema, “Esta recuperación será equivalente a 779.42 hectáreas por el cambio del uso del suelo o incendios forestales”, sostuvo.

Asimismo, la titular del sector, manifestó que estas acciones demuestran que el Gobierno está comprometido con el tema ambiental y el desarrollo de las personas en nuestro país, “No hay esfuerzo pequeño, desde la contribución que hacen los niños y niñas, los campesinos los operadores turísticos, Estado, todos y todas podemos sumar. Hoy estamos encontrando algo que nos une y es el deseo de convertir a Machu Picchu en un símbolo histórico, cultural y de esperanza”, añadió.

Cabe señalar que el proceso de recuperación del santuario histórico se realizará con especies 100% nativas por ser un Área Natural Protegida (ANP), entre las que se encuentran la queñua, el chachacomo, la tasta, entre otros, en la zona andina; y el aliso, el pacaymono, el chalanque, el incienso, entre otros, en la zona amazónica; trabajo que se desarrollará de manera sostenible y con la articulación de diversos actores de la sociedad civil.

A la ceremonia del sembrado de árboles, realizada en el Sector Camping Municipal Puente Ruinas; asistió la ministra de Salud, Elizabeth Hinostroza Pereyra; el ministro de Comercio Exterior y Turismo, Edgar Vásquez Vela; el gobernador regional del Cusco, Jean Paul Benavente; el alcalde distrital de la Municipalidad de Machupicchu Pueblo, Darwin Baca León; el jefe del Sernanp, Pedro Gamboa Moquillaza; el jefe del Santuario Histórico de Machu Picchu, Ernesto Escalante Valencia; y un grupo de niños símbolos de esta campaña, que busca que todos los peruanos nos involucremos en la conservación de las áreas naturales protegidas.

Esta campaña es la suma de esfuerzos del Ministerio del Ambiente, a través del Servicio Nacional de Áreas Naturales Protegidas por el Estado (Sernanp) ; Municipalidad Distrital de Machupicchu Pueblo; Asociación de Agencias de Turismo de Cusco (AATC); Gobierno Regional del Cusco; Inkaterra, Aje Perú; Municipalidad Distrital de Mollepata; Serfor; Consettur SAC; Agencia de Viajes de Soraypampa, Yanapana Perú, Peru Rail, Refugio Salkantay y la población local.

El dato

El santuario, en 39 años de gestión, se ha consolidado como el principal destino turístico del país, así como uno de los más reconocidos a nivel mundial; destacando la Llaqta de Machu Picchu que recibe la visita de alrededor de 1.5 millones de visitantes al año, así como también la Red de Caminos Inca que recibe más de 200 mil visitantes al año.

En el SHM se han formalizado 220 agencias de viaje y turismo que cuentan con Contratos de Servicios Turísticos firmados con el Sernanp. Esta condición promueve y dinamiza la economía de la región Cusco ya que genera divisas y empleos de 15 % en promedio para la Población Económicamente Activa (PEA) de la región. Dicha articulación contribuye a la mejor gestión y la conservación del ANP y garantizar su aprovechamiento sostenible y el beneficio de las futuras generaciones.