Conoce a los deportistas y para deportistas que entrenaron en las sedes Legado para llegar a Tokio 2020

Nota de Prensa
El trabajo coordinado con las distintas federaciones peruanas permitió que gran parte de la delegación nacional entrene en sedes de primer nivel

Fotos: Legado

Área de comunicaciones

22 de julio de 2021 - 11:57 a. m.

San Luis, 22 de julio. Las sedes de los Juegos Lima 2019, que el Proyecto Legado mantiene en óptimas condiciones, han sido claves para que muchos deportistas y Para deportistas logren su cupo a Tokio 2020, al haberse preparado en sedes de primer nivel, homologadas internacionalmente.


Incluso, algunos olímpicos y paralímpicos, pertenecientes a la delegación nacional, han continuado con sus entrenamientos en estos recintos, hasta horas antes de viajar a Tokio, para llegar en las mejores condiciones físicas a esta fiesta del deporte mundial.


“Las sedes que se construyeron para los Juegos Panamericanos y Parapanamericanos reafirman su trascendencia con la clasificación de estos deportistas que entrenaron en espacios que han mantenido intacta su calidad, gracias al mantenimiento especializado que realiza el Proyecto Legado”,
señala Giorgio Mautino, asesor deportivo de Legado.


De la cifra histórica de 35 representantes clasificados a los Juegos Olímpicos, destacan, por ejemplo, la badmintonista Daniela Macías, el luchador Pool Ambrocio y la esgrimista María Luisa Doig. Todos ellos entrenan en el Polideportivo 2 de la VIDENA.


Asimismo, el skater Angelo Caro dedicó muchas horas de entreno en el Complejo Panamericano Costa Verde, del cual destacó las rampas y obstáculos, como infraestructura imponente para elevar su rendimiento. “El Skatepark que encontraré en Tokio es parecido al que tenemos en Legado en Costa Verde. Me preparé mucho tiempo aquí, siempre hemos tenido el apoyo, con la consigna de superarnos. En Tokio 2020 apunto a lograr una medalla”, refirió, antes de viajar a Japón.


En esta importante lista, también se encuentran los medallistas Rodrigo Santillán y Dunia Felices. Desde que la Para nadadora ganó la medalla de bronce en Lima 2019, el momento más decisivo de su carrera, no dejó de entrenar en el moderno Centro Acuático de la Villa Deportiva Nacional (VIDENA) enfocándose en reducir sus tiempos.


Yo estaba entrenando en el agua y me llamaron para darme la sorpresa de la clasificación. Derramé muchas lágrimas, porque no fue fácil. Ahora, toca hacer una cuarentena focalizada desde Lima. Haciendo las cosas con amor y paciencia”, afirmó Dunia, quien compitió, incluso, a nivel internacional en medio de la pandemia.


Otro ejemplo es el de Ariana Orrego, quien supo repartir su tiempo para realizar bases de entrenamiento en la VIDENA y el extranjero. La gimnasta se preparó en el Polideportivo 1 con implementos similares a los que usará en su competencia en Tokio.


Marco Rojas fue uno de los últimos pasajeros que alcanzó un cupo olímpico a Tokio 2020. El deportista de Levatamiento de pesas dejó su natal Moyobamba hace unos días y afinó su técnica junto la selección peruana en el Polideportivo 2.


Desde los 13 años compito, ahora tengo 26 y veo los resultados. Vine a Lima con el objetivo de elevar mi rendimiento en una sede de primer nivel. El equipamiento que hay en la VIDENA es impresionante e importante para alcanzar mis metas en los Juegos Olímpicos”, afirma.


Así como Marco Rojas, muchos deportistas olímpicos provenientes de provincia, lograron participar de distintos controles organizados en las sedes panamericanas. Entre ellos: la marchista Kimberly García, Gladys Tejeda, Christian Pacheco o Efraín Sotacuro, quienes realizaron bases de entrenamiento en el moderno Estadio Atlético de la VIDENA.


En tanto, los surfistas Sofía Mulánovich, Lucca Mesinas y Miguel Tudela, tras confirmar su clasificación, culminaron su preparación física en el primer gran Centro de Alto Rendimiento en Punta Rocas.  Se suman los tiradores Alessandro de Souza, Marko Carrillo y Nicolás Pacheco, quienes se prepararon desde la Base Aérea de Las Palmas, ubicada en Surco.


Las sedes que deslumbraron al mundo durante Lima 2019, reafirman hoy su legado, más allá de la realización de los Juegos Panamericanos y Parapanamericanos.