MIDAGRI presenta nueva variedad de trigo “INIA 443-ANTAPAMPINO” con alta calidad genética

Nota de Prensa
- Nuevo cultivar tiene la capacidad de generar un rendimiento entre 4 a 5 toneladas por hectárea. - Es resistente a plagas y mejorará la rentabilidad del agricultor en un 50%.

Unidad de Imagen Institucional

24 de junio de 2021 - 9:00 a. m.

(Lima, 24 de junio de 2021).- Para conmemorar el Día del Campesino, el Ministerio de Desarrollo Agrario y Riego (MIDAGRI) pone a disposición la nueva variedad de trigo harinero con alta calidad genética INIA 443 -. ANTAPAMPINO, el cual incrementará la rentabilidad económica del pequeño y mediano agricultor en un 50%.

Esta nueva variedad, desarrollada por el MIDAGRI a través del Instituto Nacional de Innovación Agraria (INIA) se diferencia de las demás por generar una producción de hasta 4 a 5 toneladas por hectárea, además se adapta a condiciones ambientales de la Sierra central del Perú.
Por su alta calidad genética, INIA 443 - ANTAPAMPINO ofrece granos de 3.6 mm de ancho y 6.4 mm de longitud, posee 10% de gluten, 7.5% de proteínas y 5% de fibra cruda, convirtiéndolo en ideal para agroindustria y la producción panificadora. En tanto, es resistente a las principales plagas como la roya amarilla.
Esta variedad ha sido desarrollada en las regiones de Junín y parte de Huancavelica, por lo que tiene posibilidad de ser sembrada en otras regiones productoras de trigo. Por ello, INIA 443 - ANTAPAMPINO se convierte en una alternativa tecnológica que permitirá al agricultor mejorar su calidad y competitividad agrícola en los diferentes mercados.
La producción de esta nueva variedad fue generada luego de 10 años de investigación realizados por la Estación Experimental Agraria Santa Ana del INIA-MIDAGRI, a través del Programa Nacional de Cereales, Granos Andinos y Leguminosas, para lo cual se utilizó material genético con pruebas de rendimiento de 50 líneas élites.
El Trigo, es el tercer cereal de mayor producción y demanda en el mundo. El Perú es el cuarto país con mayor consumo per cápita de en Latinoamérica con un promedio anual de 63 kg, en forma de pan, trigo partido y otros. La producción cubre el 97% de la superficie andina destacando Huánuco (10,250 mil toneladas), Junín (10,163 t) y Huancavelica (6 mil t).