Preparados ante incendios forestales - Evitar los incendios forestales está en nuestras manos

Preparados ante incendios forestales | Evitar los incendios forestales está en nuestras manos.

Preparados ante incendios

¿Qué necesitamos para que se produzca fuego?

No podemos empezar a hablar de incendios, si antes no conocemos cuáles son

los elementos que deben juntarse para que se produzca el fuego:

Combustible: Cualquier cosa que se pueda quemar, como madera, papel, artefactos eléctricos, muebles, etc.

Calor: O algo que pueda producirlo. Por ejemplo, mecheros, encendedores, fósforos, corriente eléctrica, etc.

Oxígeno: Que está en el aire que respiramos.

Estos tres elementos forman lo que se denomina Triángulo del fuego. Basta con que uno de estos elementos no esté presente para que el fuego se apague.

¿De qué manera se puede apagar el fuego?

Las formas de apagar el fuego están justamente relacionadas con quitar uno de sus componentes.

Por ejemplo, cuando una vela se acaba y se apaga lo hace porque ya no hay combustible que pueda quemarse, o cuando ‘ahogamos’ el fuego con una manta le estamos quitando el oxígeno o cuando los Bomberos Voluntarios usan agua le están bajando el calor. Los métodos para extinción de fuego son los siguientes:

  • SEPARACIÓN: Implica retirar el combustible del fuego, de esa manera se evita su propagación. Por ejemplo, retirar los muebles de una sala donde se ha iniciado fuego.
  • ENFRIAMIENTO: Implica aplicar un elemento para bajar el calor. Por ejemplo, agua en forma de chorro o lluvia.
  • SOFOCACIÓN: Consiste en quitar el oxígeno al fuego, por ejemplo, con una manta, tierra, espuma, Polvo Químico Seco (PQS), Gas Carbónico (Co2).

Recuerda: para hacer alguna maniobra ante el fuego es importante tener la preparación necesaria a fin de evitar heridas o más daños.

Los Incendios Forestales

Es la propagación de fuego no deseado y no controlado en áreas cubiertas de vegetación, ya sean bosques, pastizales, malezas, matorrales u otro tipo de plantas, que causa daños ecológicos, económicos y sociales.

Pueden producirse en cualquier momento, sin embargo, en nuestro país son más comunes entre los meses de ausencia de lluvia. En los andes y amazonía son comunes entre los meses de julio a diciembre, mientras que en la costa norte son comunes en los meses de enero a marzo.

Los incendios forestales se propagan con mayor facilidad cuando hay altas temperaturas, fuertes vientos y falta de lluvias, así como gran cantidad de ramas y hojas secas, residuos después de deshierbar, plantas, arbustos o pasto que crecen y se secan rápidamente y son altamente combustibles.

¿Por qué se producen los incendios forestales?

Generalmente, por malas prácticas agrícolas o descuido y negligencia en las actividades, como prender una fogata o hacer una quema de maleza en el campo de cultivo. En muy pocos casos se generan por causas naturales, como la caída de rayos.

¿Qué daños causan?

A nivel mundial, los incendios forestales devastan al año miles de hectáreas de bosques y vegetación. Otros daños que provocan son los siguientes:

  • Pueden extenderse hacia áreas habitadas o urbanas, y generar daños a la salud o la vida de las personas y animales que habitan la zona.
  • El fuego puede afectar las viviendas y medios de vida (ganadería, agricultura, actividad turística, etc.).
  • Pueden significar la pérdida irreparable de parques o reservas naturales, y de monumentos históricos.
  • Afectan el terreno por muchos años, ya que ocasionan un profundo daño al suelo, el agua y a miles de especies de animales silvestres.
  • Contribuyen con el calentamiento global, pues liberan a la atmósfera miles de toneladas de gases de efecto invernadero.

Ten en cuenta:

En nuestro país, el Servicio Nacional Forestal y de Fauna Silvestre (SERFOR) es la institución encargada de recopilar, generar y difundir reportes oficiales relacionados al monitoreo de los incendios forestales a nivel nacional. A través de su aplicativo web Geoserfor (https://geo.serfor.gob.pe/visor/) esta entidad emite reportes de los focos de calor sobre la cobertura vegetal.

Es importante mencionar que el foco de calor representa el fuego activo sobre el territorio, que puede deberse a quemas con fines agropecuarios. En algunos casos, pueden desencadenar un incendio forestal. Su monitoreo permite acciones oportunas.

El dato:

1087 emergencias por incendios forestales se presentaron entre 2009 y 2018 (Fuente: Instituto Nacional de Defensa Civil).

Recomendaciones ante incendios forestales

Evitar un incendio forestal está en nuestras manos.

Evita:

  • Ten en cuenta que el uso de fuego está restringido y penado de acuerdo a Ley.
  • No enciendas fuego al aire libre; y menos cerca de formaciones vegetales, como plantaciones forestales, bosques, pastizales, humedales y otras.
  • No quemes residuos vegetales y arbustos (rastrojos), ya que el fuego puede salirse de control. Recuerda que puedes usarlos para hacer compost.
  • Apaga correctamente las fogatas o cocinas a leña y asegúrate que no exista la posibilidad que el fuego se reavive. Si es necesario hacer una fogata, asegúrate de hacerlo en lugares alejados de los árboles, pasto u otros materiales combustibles. Asimismo, delimita el fuego con materiales no combustibles, con arena o piedras, y ten a la mano materiales como arena, tierra o agua para apagarlo de inmediato en caso sea necesario.
  • Evita la tala indiscriminada.
  • Evita acumular materiales inflamables como paja o maderas que pueden servir de combustible.
  • Mantén los alrededores de tu casa libre de materiales o desechos que puedan servir de combustible para el fuego.
  • Utiliza faja cortafuegos, es decir un espacio de terreno libre de vegetación para evitar la propagación de los incendios forestales. Para ello, consulta con los especialistas de las oficinas descentralizadas de SERFOR (colocar link: https://www.serfor.gob.pe/administraciones-tecnica-forestales-y-de-fauna-silvestre-atffs).

Prepárate:

  • Organízate con tu comunidad y participa en labores de limpieza de residuos agrícolas y de otros tipos de vegetación.
  • Capacítate en jornadas de entrenamiento para apoyar en las labores de prevención, control, lucha y extinción del fuego; y participa en brigadas comunales contra incendios forestales.
  • En coordinación con las autoridades, ubica las rutas de evacuación, zonas seguras y puntos de reunión ante incendios forestales en tu comunidad.
  • Conoce el mapa de evacuación de tu comunidad y los puntos de albergue en caso sean necesarios.
  • En coordinación con las autoridades, define un puesto de observación y vigilancia antes la ocurrencia de incendios forestales.
  • Participa activamente en simulacros ante incendios forestales y, de ser posible, sé parte del Voluntariado en Emergencias y Rehabilitación (VER) o de los equipos de apoyo ante emergencias y desastres de la comunidad.

Comunica:

  • Si eres testigo de una quema de residuos agrícolas o de otros tipos de vegetación, avisa a tu autoridad local. ¡Ayuda a evitar la pérdida de recursos naturales y culturales, así como la afectación a tu salud y a la de tu familia!

_____________________________

En caso tu familia y tu estén expuestos a incendios forestales sigue nuestras recomendaciones:

Preparados ante incendios forestales

Prepárate:

  • Elabora tu Plan Familiar de Emergencia ante Incendios Forestales.
  • Ten lista tu mochila para emergencias en caso debas evacuar tu vivienda.
  • Ubica rutas de evacuación y zonas seguras para ponerte a salvo.
  • Establece con tus autoridades un puesto de observación y vigilancia en una zona segura ante la ocurrencia de incendios forestales.
  • Organízate con tu comunidad para establecer un medio de comunicación que permita dar la alerta sobre el posible inicio de un incendio forestal.
  • Participa activamente en simulacros ante incendios forestales y, de ser posible, sé parte del Voluntariado en Emergencias y Rehabilitación (VER) o de los equipos de apoyo ante emergencias y desastres de la comunidad.
  • Participa en jornadas de entrenamiento para apoyar en las labores de prevención, control, lucha y extinción del fuego.

Comunica:

  • Si eres testigo de alguna quema de residuos agrícolas y de otros tipos de vegetación, mantén la calma y avisa de inmediato a las autoridades locales de Defensa Civil para que coordinen la respuesta. ¡Nunca supongas que otra persona ya lo reportó!.
  • Informa sobre el incendio a través del medio de comunicación establecido con tu comunidad.

Actúa:

  • Evacúa con mascarilla y lentes para proteger nariz, boca y ojos; y apoya a quien lo requiera.
  • Colabora con las autoridades encargadas de controlar los incendios forestales (indicando, por ejemplo cuáles son las rutas rápidas para llegar al lugar del incendio) y sigue sus instrucciones.
  • Por ningún motivo intervengas en un incendio forestal si no cuentas con el entrenamiento y equipo de protección adecuado.
  • Mantente alerta.

Si el fuego aún no llega a tu casa:

  • Mueve los muebles inflamables, incluso los que tengas afuera, hacia el centro de la casa lejos de ventanas, así hay menos material combustible. Quita las cortinas que puedan incendiarse.
  • Cierra las ventanas y los espacios por donde pueda entrar aire porque el humo de un incendio puede irritar tus ojos y afectar tu sistema respiratorio.
  • Protégete la nariz y boca con mascarillas y lentes o cúbrete con un pañuelo húmedo para evitar inhalar humo.

Si hay que evacuar:

  • Si las autoridades lo disponen, evacúa hacia zonas seguras, lejos del fuego y en dirección opuesta al humo. ¡No olvides tu Mochila para Emergencias!
  • Recuerda que las mascotas son parte de tu familia así que no las olvides al evacuar.
  • Nunca intentes cruzar las llamas ni camines por superficies calientes.
  • Respeta las indicaciones de los Bomberos Voluntarios y, si estás entrenado, colabora en labores de control, lucha y extinción del fuego.
  • Por ningún motivo intervengas sin equipos de protección personal o herramientas para la lucha y control de incendios forestales.
  • Siempre presta atención al comportamiento del fuego y del viento. Esta información es muy importante porque el fuego puede cambiar rápidamente de dirección y avivarse.

Si manejas un vehículo y cruzas un sector con humo:

  • Reduce la velocidad o espera a que el humo se disipe para continuar.
  • No manejes si hay humo denso.
  • Mantén siempre las luces encendidas.
  • Pon especial cuidado de no atropellar a personas o animales silvestres o al ganado que estén evacuando o huyendo de la zona del incendio.

Si no pudiste evacuar y el incendio está cerca:

  • Llama a los Bomberos Voluntarios al 116 o las autoridades de Defensa Civil, indica tu ubicación y explícales cuáles son tus condiciones.
  • Enciende las luces de tu casa para aumentar la visibilidad de esta entre el humo.
  • Mantén tus puertas sin seguro y las ventanas cerradas, así como otros espacios por donde pueda entrar el humo.
  • Aleja de puertas y ventanas todo lo que se pueda quemar, por ejemplo, muebles, cortinas, entre otros.
  • Trata de llenar con agua todos los lavaderos, tinas y baldes que tienes en casa.
  • Mantente lejos de las paredes y ventanas externas de tu casa.

Después del incendio

  • No regreses al lugar del incendio salvo que las autoridades lo autoricen, ya que el incendio puede reactivarse.
  • Si es necesario, usa guantes gruesos para protegerte las manos y zapatos gruesos para proteger los pies antes de ingresar a casa.
  • Ten cuidado con los postes de luz, pueden haber quedado inestables.
  • Mantente atento a los cables eléctricos que pueden haber caído. De ser así, aléjate y repórtalo.
  • Presta atención a posibles huecos con cenizas que se hayan generado por los vegetales u otros elementos que se quemaron. Si detectas alguno, aléjate y avisa a tu familia, vecinos y a las autoridades.
  • Si tú o alguna persona ha sufrido alguna quemadura, busca ayuda y dirígete hacia el centro de salud más cercano. Como primera medida debes enfriar la quemadura con abundante agua y cubrirla con un paño o sábana limpia para reducir la posibilidad de infección.
  • No uses agua para beber, preparar alimentos o asearte si las autoridades no indican que ésta es segura.
  • Vigila a los animales o ganado a fin de que no transiten por áreas calientes o lugares donde haya brasas ocultas y sean afectados con quemaduras.
  • Si tú o alguien de tu familia necesita soporte emocional, busca apoyo y contacta al centro de salud más cercano.

Ten en cuenta:

Si hay un incendio en contexto de COVID-19 debes evacuar con mascarilla y guardando una distancia prudente. ¡No te olvides de mantener entre 1.5 y 2 metros de distancia con las otras personas en las zonas seguras!

RECUERDA:

116 es el número de los Bomberos Voluntarios ¡Úsalo solo en caso de emergencias!

Información elaborada con el apoyo del Cuerpo General de Bomberos Voluntarios del Perú y el Servicio Nacional Forestal y de Fauna Silvestre (SERFOR).