Volcán de Fuego (Guatemala): comunicado científico sobre la posibilidad de escenarios de riesgo en el sur del Perú

Nota Informativa
Archivo de Noticias Migrado

4 de junio de 2018 - 1:41 p. m.

El volcán de Fuego (3763 m s.n.m.) es considerado el más activo de Guatemala. Es un volcán joven de tipo estratovolcán compuesto que se generó por la subducción de la placa oceánica de Cocos por debajo de la placa continental del Caribe. Este coloso está situado cerca de importantes centros poblados como Alotenango (8 km al E), Escuintla (21 km al SE), Antigua Guatemala (18 km al NE) y Guatemala Capital (40 km al NE), representando una amenaza para cerca de 1 millon de personas que habitan en un radio de 40 km.

El volcán de Fuego cuenta con una historia importante de erupciones explosivas, muchas de ellas ocurridas en el último siglo, como las registradas en los años 1932 y 1974, que alcanzaron un IEV (Índice de Explosividad Volcánica) de 4, en una escala que va del 0 al 8. Entre la ciudad de Escuintla y el volcán de Fuego existe un  desnivel aproximado de 3500 m, muy similar al desnivel que existe entre el volcán Misti y la ciudad de Arequipa.

Algunas de las características mencionadas del volcán de Fuego guardan semejanza con el volcán Misti: la génesis (volcanes de subducción), edad (ambos volcanes jóvenes), importantes erupciones explosivas en su historia, población considerable en sus cercanías (1 millon de personas en un radio menor de 40 km), quebradas o “torrenteras” que bajan por sus flancos y que sirven de canalización para el descenso de los flujos piroclásticos, asi como para los lahares (huaicos volcánicos).

El día de ayer, aproximadamente a las 11 a.m (12 m hora peruana), ocurrió una serie de explosiones violentas con importantes emisiones de ceniza en el volcán de Fuego. Seguidamente, se registraron flujos piroclásticos que descendieron por los flancos sur y sureste del volcán. La ceniza y lapilli cayeron a una distancia de hasta 25 km del cráter. A la fecha, según datos del CONRED (Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres de Guatemala), se  tiene registró de 38 personas fallecidas, 46 heridas, más de 3000 evacuadas y 1 millón 700 mil personas afectadas. El tráfico aéreo ha sido suspendido en su totalidad.

Evidentemente, la población y las autoridades no estuvieron preparadas para gestionar el peligro volcánico. Una gran lección que debe servir a las autoridades de Arequipa y el sur del Peru, dado que contamos con 16 volcanes activos y potencialmente activos que en una eventual erupción podrían presentar escenarios muy similares a lo ocurrido en estas últimas horas con el volcán de Fuego en Guatemala.

Desde el IGP exhortamos a las instituciones miembros del SINAGERD a continuar y reforzar las estrategias de gestión y atención de emergencias asociadas al riesgo volcánico. En el caso particular de nuestro país, la actual ejecución del proyecto del “Laboratorio Geofísico del Sur”, realizado por el IGP, consolidará la red vulcanológica nacional, la cual permitirá contar con información actualizada y en tiempo real de los 10 volcanes de mayor riesgo en el sur de nuestro país

Vista panorámica del volcán Misti, en Arequipa, Perú.