Ubinas y una nueva erupción, por el investigador científico José del Carpio

Nota Informativa
Archivo de Noticias Migrado

26 de julio de 2019 - 10:51 a. m.

Por José Del Carpio, Investigador científico del IGP

El volcán Ubinas registró este último viernes desde las 02:27 h tres grandes explosiones que liberaron energías equivalentes a sismos de magnitudes M5.8, M5.3 y M4.1. Dichos eventos dieron lugar a una de las mayores emisiones de ceniza nunca vistas en el Ubinas y en cualquier volcán peruano en los últimos años. La expulsión de este material volcánico afectó, inicialmente, al distrito de Ubinas, razón por la cual el Centro Vulcanológico Nacional (CENVUL), servicio del Estado desarrollado y administrado por el Instituto Geofísico del Perú (IGP), emitió una alerta de dispersión de ceniza a las 03:16 h dando a conocer este fenómeno. Tras registrar la continuidad de esta violenta actividad, a las 05:02 h, casi dos horas después, el CENVUL emitió el Reporte de Actividad Volcánica (RAV) n.° 17-2019, en el cual sugirió elevar el nivel de alerta de amarillo a naranja.

¿Se previó esta situación? Sí, lo cual posible gracias al estudio de datos geofísicos y geodésicos obtenidos mediante la red de monitoreo en tiempo real que opera en el volcán Ubinas desde el año 2006. Estas primeras señales se registraron el 18 de junio de 2019 (RAV n.° 12-2019), y el escenario ocurrido este último viernes y en adelante fue descrito por el IGP a través de los RAV n.° 13-2019, 14-2019, 15-2019, 16-2019. Esperábamos, desde el 18 de junio, que la sismicidad continuara en los siguientes días y semanas, dando paso al registro de eventos sísmicos asociados al ascenso de magma y a la posible ocurrencia de explosiones volcánicas, lo cual finalmente ocurrió el 19 de julio. Aunque este nuevo proceso eruptivo inició el 24 de junio con ligeras emisiones de ceniza que alcanzaron los 1000 metros sobre la base del cráter, lo ocurrido este último viernes supuso un cambio en el comportamiento eruptivo del volcán que se vio reflejado en la modificación del nivel de alerta volcánica.

En todo este contexto, el IGP viene emitiendo reportes periódicos de actividad y actualizaciones de la evolución del proceso eruptivo del volcán Ubinas cada 6 y 12 horas, así como también alertas de dispersión de ceniza indicando posibles áreas afectadas. Son estos productos oficiales los que han dado el soporte técnico-científico para la modificación del nivel de alerta por parte del Gobierno Regional de Moquegua y sobre los cuales se apoyan las labores de las demás instituciones multisectoriales que atienden la emergencia causada por la erupción.

El Instituto Geofísico del Perú continuará, en su calidad de institución responsable del monitoreo volcánico en el país, con la vigilancia del volcán Ubinas las 24 horas del día, generando información útil que coadyuve a tomar decisiones apropiadas en beneficio de la población. IGP: “ciencia para protegernos, ciencia para avanzar”.