Columna de Opinión: SAT, sistemas que protegen la vida

Nota Informativa
Por Hernando Tavera, presidente ejecutivo del IGP

Fotos: IGP

Unidad Funcional de Comunicaciones

3 de diciembre de 2021 - 9:34 a. m.

En las últimas décadas, el conocimiento logrado por los científicos permite comprender y conocer diversos procesos naturales que son parte del planeta Tierra, y cómo ellos afectan a la humanidad. En esta carrera tecnológica, la construcción de múltiples sensores es cada vez más sensibles y precisos, sumados a los adelantos en la tecnología de la comunicación, hoy brindan soluciones que permiten reducir el riesgo de desastre entre los seres humanos; ante la ocurrencia de sismos, tsunamis, erupciones volcánicas, huaicos, inundaciones, entre otros. Nos referimos aquí a los sistemas de alerta temprana, conocidos como SAT. 
 
El IGP junto al INDECI viene ejecutando el proyecto SASPe (Sistema de Alerta Sísmica Peruano), un concepto creado por peruanos para proteger la vida de los peruanos. Es así que durante el 2021 el IGP viene terminando de instalar sensores cercanos a las zonas donde ocurren grandes sismos. La tecnología peruana ha diseñado un sistema ubicado en puntos estratégicos de la costa peruana, para registrar y discriminar si un sismo es de menor o mayor magnitud. De ser el segundo caso, en fracciones de segundo, el sensor emitirá una alerta hacia un centro de control, desde ahí se diseminará la señal hacia toda el área urbana a través de sirenas instaladas de manera estratégica a cargo del INDECI. De esta manera, la población escuchará las sirenas y tendrá segundos para ubicarse en campo abierto o dirigiéndose hacia las zonas seguras. 
 
¿Cómo es que logra velocidad comunicativa el SASPe? Aquí la ciencia y la tecnología se vale de las señales de radio que viajan a velocidades cercanas a la luz; mientras que las ondas sísmicas lo hacen, en promedio a 6 kilómetros por segundo; recordemos que las personas solo son afectadas físicamente por el colapso parcial o total de las diversas infraestructuras. Por ello cuando ocurre un sismo de gran magnitud, un simple segundo de alerta puede salvar muchas vidas. En el caso de los sismos costeros, la alerta se emitirá segundos antes que las ondas sísmicas lleguen a un área urbana, protegiendo la vida de las personas. 
 
En relación al Fenómeno El Niño que genera lluvias extremas, las que incrementan el caudal de los ríos, activando las quebradas, el IGP ha desarrollado el sistema WUAYQU. El proyecto considera la instalación de sensores de movimiento, altura y cámaras infrarrojas en las cuencas altas. De esta manera se podrá alertar sobre la ocurrencia de huaicos y las crecidas de caudal en los ríos, permitiendo pronosticar el tiempo de llegada a cada área urbana que podría ser afectada. 
 
En los últimos 5 años, el Estado ha permitido que el IGP construya y desarrolle un moderno sistema de monitoreo para 12 volcanes activos en el sur del Perú, eficiente sistema de alerta volcánica que, en el año 2019, alertó sobre la inminente erupción volcánica del Ubinas. 


Como vemos estos importantes proyectos SAT, se logran gracias al esfuerzo de la ciencia, la tecnología y el desarrollo de las TICs puestos al servicio de las personas. Una vez más, el desarrollo del IGP se traduce en Ciencia para protegernos, Ciencia para avanzar.