MIMP brinda atención especializada a las víctimas de violencia de género de los pueblos indígenas

Nota de Prensa
Especialistas llegaron a los pueblos Asháninka, Awajún, Kapanahua, Kichua, Kukama-kukamiria, Quechua, Omagua, Yagua y Yanesha.

7 de mayo de 2021 - 4:32 p. m.

Como claro ejemplo de la priorización de servicios del Estado durante la pandemia por la COVID-19, el Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables (MIMP), por medio de la Estrategia Rural del Programa Nacional Aurora, continúa en los pueblos indígenas brindando atención especializada a las víctimas de violencia de género de forma remota y presencial teniendo en cuenta los protocolos de protección. 
 
Para la atención de cada caso, las/os especialistas coordinaron con operadoras/es de justicia y personal de la Policía Nacional del Perú, de las fiscalías y de los Equipos Itinerantes de los Centro Emergencia Mujer (CEM). 
Del total de 643 víctimas atendidas entre enero y marzo, 254 fueron de los pueblos indígenas Asháninka, Awajún, Kapanahua, Kichua, Kukama-kukamiria, Quechua, Omagua, Yagua, Yanesha y en un 43 % se registró violencia física, 40 % psicológica, 14 % sexual y 3 % económica.
 
Luz Marleny Albarracin Pongo es una profesional en psicología que brinda atención en el distrito Chalhuahuacho, Apurímac. Ella explica que todos los casos son delicados y demandan compromiso. “En estos meses atendí a víctimas de 18 a 25 años. Algunas de ellas estaban muy vulnerables y querían dar marcha atrás en su denuncia, pero logré guiarlas profesionalmente”, indicó tras resaltar que las atenciones se realizan en idioma quechua y aymara. 
 
Como gestor local de la Estrategia Rural en el distrito Imaza, en Amazonas, Luis Iván Ocampo Tello, contó que se elaboró y difundió la ruta para la atención y protección de la violencia contra las mujeres e integrantes del grupo familiar, en el marco del cual se realizan acciones preventivas y de atención. “Con este logro hemos identificado actores/as sociales, operadoras/es de justicia y líderes y lideresas con quienes tenemos alianzas y trabajamos en unión”, refirió. 
 
En la parte preventiva, el MIMP, en alianza con el Ministerio de Desarrollo e Inclusión Social y su programa ‘Tambo’, logró realizar acciones de difusión y sensibilización en 12 tambos, en los cuales se contó con 235 participantes. Asimismo, de enero a marzo, se llegó a 5914 participantes autoidentificados de los pueblos Quechua, Aymara, así como indígenas u originarios de la Amazonía donde participaron 1534 defensoras, lideresas y facilitadoras comunitarias.
 
La Estrategia Rural -que promueve el trabajo articulado y multisectorial- se desarrolla en 67 distritos rurales y 218 comunidades ubicados en 23 regiones, a través de sus dos modalidades de intervención, que son: atención fija en los distritos rurales y atención itinerante a través de las Plataformas Itinerantes de Acción Social (PIAS) en Puno y Loreto.

 Recordamos a la población que puede denunciar cualquier caso de violencia contra las mujeres e integrantes del grupo familiar ante la Policía Nacional del Perú, el Ministerio Público, Poder Judicial y buscar orientación llamando a la Línea 100 que atiende las 24 horas los siete días de la semana o acercándose a un Centro Emergencia Mujer (CEM).