Loreto: 8836 docentes comprometidos con el servicio alimentario escolar de Qali Warma

Nota de Prensa
En el marco del Día del Maestro, educadores cumplen un rol importante en la recepción, almacenamiento y distribución de los productos entregados por Qali Warma.

UNIDAD DE COMUNICACIÓN E IMAGEN

5 de julio de 2021 - 4:39 p. m.

En Loreto, en el marco del Día del Maestro, el Programa Nacional de Alimentación Escolar Qali Warma cuenta con 8836 docentes comprometidos con el servicio alimentario escolar para que 278 167 niñas y niños disfruten de desayunos, almuerzos y cenas con alimentos nutritivos, con vitaminas y minerales.  
 
En ese sentido, el maestro urbano y rural juegan un rol importante en el modelo de cogestión del programa Qali Warma, en la recepción, almacenamiento y distribución de los productos de calidad e inocuidad para que las madres y padres de familia de los escolares alimenten a sus hijas e hijos en el marco de la alimentación saludable. 
 
Asimismo, los educadores reciben asistencia técnica virtual y semipresencial por parte de los monitores de gestión local de Qali Warma, para la mejora continua del servicio alimentario escolar en los 4418 instituciones educativas con Educación Básica Escolar, Jornada Escolar Completa y Formas de Atención Diversificada, situadas en las ciudades, centros poblados, comunidades indígenas y lugares más alejados de la Amazonía peruana. 
 
El programa social del Midis resalta el rol fundamental que los docentes cumplen en el Comité de Alimentación Escolar (CAE) durante la distribución de los alimentos, proceso en el cual todos sus integrantes utilizan la indumentaria adecuada; es decir, protector naso bucal y de cabello, guantes, mandil, entre otros. Además, hacen cumplir a las madres y padres de familia o encargados del recojo de alimentos, las medidas de protección pertinentes, como acudir con mascarilla, el correcto lavado de manos y el distanciamiento social para evitar aglomeraciones.
 
Qali Warma garantiza la calidad e inocuidad de los alimentos que se entregan como parte del servicio alimentario escolar, pues son elaborados de acuerdo con especificaciones técnicas exigidas por la autoridad sanitaria y el programa, en consonancia con la Ley de Alimentación Saludable. De esta forma, están libres de octógonos al no superar los límites de azúcares y grasas establecidos.
 
Durante la entrega se adoptan todas las medidas de control dispuestas por el sector salud.  Es decir, cumplir con el uso de la doble mascarilla obligatoria, el distanciamiento social, entre otras.