Ejecución del tren Trujillo – Chiclayo empieza a hacerse realidad este mes

Nota de Prensa

31 de octubre de 2018 - 12:35 p. m.

Con la publicación del D.S. convocando a presentación de iniciativas privadas.

El ferrocarril Trujillo – Chiclayo, gestionado por el gobernador regional Luis Valdez Farías, empezará a hacerse realidad este mes, cuando salga el decreto supremo convocando a la presentación de iniciativas privadas para su ejecución, dio a conocer el ministro de Transportes, Edmer Trujillo Mori.

 Para llevar adelante este proyecto había dos caminos, uno que una entidad estatal formule los estudios y después se convoque al sector privado para su ejecución, la otra que se convoque al sector privado para que participe desde la formulación de los estudios.

 La segunda es la alternativa elegida por el Gobierno Nacional, para eso se está tramitando la apertura de este proceso de presentación de alternativas que dura tres meses, con un cuarto mes adicional para la presentación de documentos, luego estará en marcha el proceso para llegar finalmente a la adjudicación del proyecto.

 “Cuando saquemos el decreto supremo, que debe darse este mes, de ahí contemos cuatro meses, estamos hablando del mes de marzo, a partir de allí, dependiendo de cómo se cierra este proceso, podremos ya tener una estimación de plazos y costos”, señaló.

 La idea es que logremos adjudicar este proceso, que no es corto. Se trata de procesos que demoran cierto tiempo y no creemos sea menos de un par de años, es decir hasta el 2021. Cuando concluya este gobierno esperamos dejarlo adjudicado y sin retroceso, para que el proyecto pueda continuar, agregó.

AEROPUERTO

Respecto al aeropuerto de Huanchaco dijo que las obras a realizar durante la ampliación tienen que ver con mejoras en la pista, plataforma y el terminal, y que para eso el concesionario está actualizando el plan maestro, lo que debe concluir a fines del próximo año, y las obras deben iniciarse en el 2020, terminando el primer trimestre del 2021.

 La preocupación de las autoridades y también de algunos congresistas por la cancelación de vuelos o de no poder aterrizar, preciso que eso tiene que ver con las dificultades de la intención de vuelo en determinadas épocas del año y que han sido claros a partir de la información que los especialistas dan.

 “No se trata de radar, no se trata de la seguridad que algún equipamiento brinde sino de las condiciones propias de la ubicación del aeropuerto las que nos llevan a una dificultad que nos lleva a superar el inconveniente que exista a través de equipamiento”, explicó.

 Refirió que Corpac renovará equipos en el 2019 para la ayuda en el aterrizaje y elevación del vuelo, pero que eso no va a resolver el problema. Hay situaciones en determinados aeropuertos de orientación y condiciones propias del lugar que generan dificultades.

 “Construir un aeropuerto no es algo sencillo, no es algo fácil”, manifestó al referirse a uno nuevo sobre el terreno de El Tablazo, señalando que hay información que está invadido, pero que eso es materia de evaluación y que se analizará, lo que no significa dejar de hacer las inversiones en el aeropuerto actual.