Gestantes deben tener cuidado desde el inicio del embarazo

Nota de Prensa

10 de mayo de 2008 - 12:00 a. m.

A vísperas de conmemorarse en nuestro país el “Día de la Madre”, el Ministerio de Salud (MINSA) informa que el logro de una maternidad saludable es un desafío que requiere de cambios significativos y cuidados en la vida de toda mujer pese a su desarrollo profesional y personal. Es así que se recomienda a las madres gestantes mantener las precauciones propias de su estado.

El director de Gestión de la Calidad del Instituto Nacional Materno Perinatal (ex Maternidad de Lima), ginecólogo Juan Carlos Olivos, explica que toda gestante debe continuar con sus actividades normales mientras se encuentra saludable. Sin embargo, aclara que las mujeres que trabajan deben reposar como mínimo desde el octavo mes de embarazo.

Comenta que las últimas tres a dos semanas de gestación son las más complicadas debido al peso del feto. “La paciente puede continuar con su actividad física habitual, pero por seguridad, un mes antes del parto se debe abandonar el centro de labores”, refiere Olivos.

Asimismo, recomienda a las madres mantenerse alertas a los signos de alarma como sangrado vaginal, pérdida de líquido, contracciones del útero, falta de movimiento del bebé, dolor de cabeza permanente.

Cabe precisar que el Instituto Materno Perinatal atendió en el 2007, 17 mil partos reflejando un descenso en el índice de fecundidad a comparación de años anteriores.

Recomendaciones

Como medida de prevención, se recomienda cumplir con las pruebas de laboratorio solicitadas por los especialistas, que incluyen la detección de sífilis y VIH/Sida. Acudir al centro de salud u hospital más cercano al primer signo de alarma o peligro durante el embarazo, parto o luego del parto.

Asimismo, se aconseja a la paciente informarse sobre la existencia de enfermedades que pueden transmitirse al feto afectándolo mortalmente y que pueden ser detectadas oportunamente para brindar el tratamiento adecuado.

En el caso de las mujeres que desean tener hijos se recomienda seguir una dieta balanceada en proteínas y tomar ácido fólico, como mínimo, tres meses antes de iniciar el embarazo.