En cinco días programan cirugías gratuitas de catarata en el INO

Nota de Prensa

19 de mayo de 2008 - 12:00 a. m.

Con el fin de brindar facilidades a los adultos mayores que acuden para ser operados gratuitamente de catarata al Instituto Nacional de Oftalmología (INO), dicha institución redujo el tiempo de programación para las cirugías de 20 a cinco días, lo cual permitirá a los pacientes que llegan de provincias, reducir su tiempo de estancia en la capital.

El director del INO, Jorge Velazco Quiroga, recordó a la población que para dar mayores facilidades a los pacientes se ha contratado a más personal de salud y agilizado los trámites administrativos para adquirir los insumos que demanda este tipo de atención.

Recordó que desde hace más de diez meses se cuenta con un Consultorio del Plan Nacional de lucha contra la Ceguera por Catarata 2007 – 2010, donde se atiende de lunes a sábado exclusivamente a los adultos mayores de 07:00 de la mañana hasta las 13:00 p.m., esto con el fin de evitar las colas.

El oftalmólogo señaló que de este modo se espera favorecer a la mayor cantidad de personas mayores de 50 años que padecen ceguera por catarata senil y que por problemas económicos no pueden acceder a un tratamiento quirúrgico.

El Plan Nacional contempla en este sentido, no solo las cirugías, sino también los exámenes de laboratorio y de riesgo quirúrgico, así como la ecografía y biometría (evalúa la medida del lente intraocular), destacó.

La catarata es la opacificación del cristalino, lo cual ocurre generalmente con el paso de los años y tiene un desarrollo lento y sin dolor, sus primeros síntomas suelen ser el nublamiento de la visión, pero cuando avanza ocasiona ceguera siendo necesaria la extracción de la catarata y la sustitución del cristalino por un lente artificial (intraocular), lo cual se realiza con una cirugía ambulatoria que devuelve la visión después de unas horas de la intervención.

Hoy en día, la cirugía de catarata es una de las más exitosas y seguras, practicadas por médicos oftalmólogos especialistas.