La obesidad es mayor entre peruanos pobres

Nota de Prensa

28 de junio de 2008 - 12:00 a. m.

Los niveles de obesidad entre los peruanos son mayores entre los pobres, así lo revela un estudio desarrollado por la Dirección General de Epidemiología del Ministerio de Salud (MINSA) el cual indica que mientras en el estrato más pudiente hay un 14 por ciento de obesos, entre los pobres esta cifra aumenta a 21 por ciento.

El Dr. Luis Revilla, epidemiólogo encargado de la Vigilancia de Enfermedades No Transmisibles y responsable de este estudio, indicó que los peruanos pobres comen más carbohidratos tales como papa y arroz que frutas y verduras, además de la insuficiente actividad física y el poco consumo de agua.

“Claramente podemos observar que los pobres comen menos frutas y verduras que los que pertenecen a estratos altos” señaló el especialista tras indicar que la obesidad es el tercer factor de riesgo de enfermedades como el cáncer, la hipertensión y que al año provoca 600 mil muertes en América Latina.

Asimismo, dijo que los estudios peruanos revelan que aproximadamente el 50 por ciento de la población mayor de 15 años lleva una vida cada vez más sedentaria, es decir consume alimentos ricos en grasas saturadas que son dañinas para la salud, hace poca actividad física y no toma agua.

En nuestro país, la prevalencia de la obesidad está alrededor del 20 por ciento y los niveles de obesidad son ligeramente mayores en las mujeres y se incrementa de manera preocupante con la edad de las personas indicó la Dra. Tania López, coordinadora de la Estrategia Sanitaria Nacional de Daños no Transmisibles.

“Los pobres no han salido de sus enfermedades infecciosas y ya han entrado a las no transmisibles”, señaló la especialista al indicar que la obesidad produce dolor de columna y rodillas, además de enfermedades cardiovasculares y diabetes.

En este sentido dijo que el MINSA está iniciando la promoción de una dieta sana que se combinen de manera apropiada con verduras, frutas, proteínas y pocos carbohidratos. Además, se hace necesario promover algún tipo de deporte y actividad física desde la niñez.

Para evitar la obesidad y tener un peso adecuado el MINSA recomienda:

- Tomar ocho vasos de agua al día.

- Hacer actividad física por 30 minutos diarios, como mínimo.

- Consumir cinco raciones de frutas diarias.

- Consumir verduras y combinarlas con los carbohidratos.

Estas declaraciones fueron realizadas durante la Reunión Técnica Microregional de Implementación de la Estrategia Sanitaria Nacional de Prevención y Control de Daños No Transmisibles que se realizó ayer en Lima y concitó la presencia de los coordinadores de diversas regiones del país.