Declaran Patrimonio Cultural de la Nación al edificio de la ex sede del Ministerio de Educación en el Parque Universitario

Nota de Prensa

OFICINA DE COMUNICACIÓN E IMAGEN INSTITUCIONAL

13 de febrero de 2020 - 11:02 a. m.

El Ministerio de Cultura declaró Patrimonio Cultural de la Nación al edificio donde se encontraba ubicada la sede del Ministerio de Educación, en la intersección de la avenida Abancay y Nicolás de Piérola, en el Cercado de Lima.

Según especifica la resolución viceministerial Nº 034-2020-VMPCIC-MC publicada hoy en el Diario Oficial El Peruano, la edificación constituye un testimonio de la arquitectura civil pública del movimiento moderno vinculado a la construcción de grandes edificios del Estado al servicio de la administración de mediados del siglo XX.

Cabe indicar que el Ministerio de Cultura ha iniciado un proceso para poner en valor la Arquitectura del Movimiento Moderno en el Perú, (obras construidas y proyectadas entre 1945 y 1965) promoviendo el reconocimiento de los edificios más importantes de este periodo como integrantes del Patrimonio Cultural de la Nación.

La obra ubicada, diseñada por el arquitecto Enrique Seoane Ríos, tiene una torre principal de veintidós pisos y ochenta y seis metros de altura con forma curva convexa hacia la esquina de las avenidas Abancay y Nicolás de Piérola, frente al Parque Universitario, flanqueada por dos torres de 11 pisos cada una.

El proyecto fue parte de la renovación urbana producto del ensanche de la avenida Abancay, siendo una de las obras públicas más emblemáticas ejecutadas durante el gobierno de Manuel Odría. Fue también el edificio más alto de la capital hasta la construcción del Centro Cívico.

El edificio posee importancia asociada al desarrollo urbano, los acontecimientos políticos y los grandes cambios económicos y sociales de la posguerra, que transformaron las estructuras del país, donde se impulsaron las grandes obras públicas administrativas en la parte central de Lima como núcleo político institucional para el uso del ciudadano.

Al mismo tiempo, refleja la transición de un estilo neoperuano hacia el lenguaje de la arquitectura moderna. Por lo tanto, es la expresión del proceso de la evolución del país, al mismo tiempo es la expresión de la búsqueda de una identidad nacional en la arquitectura moderna, representando la diversidad cultural de nuestra Nación.

Murales y elementos ornamentales en edificio construido por el “arquitecto peruano del siglo XX”

En cuanto a su valor histórico, se advierte que el inmueble es una importante obra del reconocido arquitecto peruano del siglo XX, Enrique Seoane Ros, exponente de la arquitectura contemporánea en el Perú. Seoane, fallecido el 26 de julio de 1980, fue egresado de la Escuela Nacional de Ingenieros de Lima en 1938. Tuvo una amplia producción arquitectónica, abarcando viviendas unifamiliares y edificios públicos y privados.

En este proyecto, Seoane intenta desarrollar un lenguaje que conjuga los preceptos de la arquitectura moderna con la recreación contemporánea de elementos propios de la arquitectura peruana prehispánica para de esta manera crear una arquitectura con identidad local.

También resultan valiosas las distintas obras de arte contenidas al interior de la edificación, como por ejemplo los murales de artistas como Teodoro Núñez Ureta, Carlos Quizpez Asín, Juan Manuel Ugarte Eléspuru, Enrique Camino Brent y Sabino Springett; estas obras, sumadas a otros elementos ornamentales presentes en el edificio contravienen los preceptos de la arquitectura moderna.

Entre sus obras emblemáticas se encuentran el edificio Rizo Patrón, la Iglesia de Ancón, el edificio Tacna-Nazarenas, cercado de Lima, el edificio Diagonal en Miraflores, el edificio Residencial Limatambo en San Isidro, el edificio del Banco Wiese, cercado de Lima, entre otros.

Lima, 13 de febrero de 2020